Denuncian una avalancha de robos en las Vegas Bajas

Las aceitunas son el objetivo preferido de los ladrones. :: hoy/
Las aceitunas son el objetivo preferido de los ladrones. :: hoy

La Unión afirma que los agricultores de la comarca están organizando patrullas nocturnas de vigilancia para evitar los saqueos

REDACCIÓN MÉRIDA.

La Unión Extremadura remitió ayer un escrito a la delegada del Gobierno, Yolanda García Seco, en el que exige reforzar la seguridad en el campo tras la «avalancha de robos» en explotaciones agrarias de la comarca de las Vegas Bajas, donde los propios agricultores están promoviendo patrullas de vigilancia.

En un comunicado, la organización agraria explica que como este año la aceituna está «muy barata», los que cometen este tipo de delitos han decidido robar, además, aperos, maquinarias y enseres agrícolas.

Así está ocurriendo en la comarca de las Vegas Bajas del Guadiana, que está sufriendo en los últimos días «una avalancha de robos de maquinaria, gasóleo, motores aperos y de todo lo que los agricultores almacenan en las explotaciones».

«Se están presentando denuncias ante la Guardia Civil, que hasta la fecha no están sirviendo para que disminuyan los robos en esta comarca», apostilla la organización agraria.

Por este motivo, La Unión Extremadura se ha dirigido por escrito a la delegada del Gobierno para que se intensifique la vigilancia en el campo de esta comarca, ya que «se están promoviendo iniciativas de agricultores para patrullar por las noches en estas explotaciones».

Una iniciativa, subraya, que «no es la más adecuada» por los problemas de seguridad que podría acarrear, pero entiende que «los agricultores, que están viendo como cada noche se producen varios robos, se quieran organizar para evitar los mismos». La Unión recalca que es obligación de la Administración «velar por la seguridad de nuestras explotaciones» y aunque no cree en «la eficacia de la denuncia», recomienda que éstas se realicen para que «la administración sea consciente del problema de seguridad que sufre el campo extremeño».