Dos millones para incorporar investigadores a empresas y centros tecnológicos

En la región sólo el 12% del gasto en I+D+I lo asume la iniciativa privada

C. J. VINAGREMérida
Alejandro Hernández, director general de Modernización e Innovación /. BRÍGIDO/
Alejandro Hernández, director general de Modernización e Innovación /. BRÍGIDO

De un lado, para formar e incorporar personal investigador, formar tecnólogos (personal de apoyo a investigadores) y contratar a investigadores altamente cualificados. De otra parte, para contratar a investigadores y personal técnico para realizar proyectos de investigación industrial, desarrollo tecnológico experimental o de innovación en empresas de la región. Para los dos conceptos, la Junta de Extremadura va a ofrecer dos millones de euros dentro del objetivo general de facilitar la incorporación de personal tanto a los centros de investigación tecnológica de la región como a las empresas extremeñas, altamente deficitarias en trabajadores que desarrollen proyectos de innovación, desarrollo e investigación. El Gobierno regional estima que con esos dos millones de subvención pública se pueden generar en esta convocatoria treinta contratos.

Lo acaba de indicar Alejandro Hernández, director general de Modernización e Innovación del Gobierno regional, quien ha diseccionado los dos decretos de ayudas que buscan impulsar el sector de la investigación tecnológica. Por un parte, hay 1.450.200,48 euros para la formación e incorporación de personal investigador predoctoral y la incorporación de doctores a la Universidad extremeña y los centros tecnológicos de la región. Son el Instituto Tecnológico Agroalimentario de Extremadura (Intaex), el centro de cirugía de mínima invasión Jesús Usón; el centro de investigación Finca La Orden-Valdesequera, el Instituto del Corcho, la Madera y el Carbón Vegetal de Extremadura (Iprocor) o el Instituto de Arqueología de Mérida, así como en la propia Universidad de Extremaudura. La novedad de esta convocatoria de ayudas es que son para formalizar contratos, no becas, ha dicho Hernández. En este terreno se podrán suscribir veinte contratos.

Por su parte, se podrán hacer hasta diez contratos para la incorporación de investigadores y personal técnico a proyectos de I+D+i en empresa, fundamentalmente en pymes y grandes empresas pertenecientes a cualquier sector, aunque se valoran como prioritarios los vinculados con salud y geriatría, agroalimentaria, turismo o tecnología de la información, entre otros. Para este hay 510.000 euros. La Junta estima que es necesario dar un impulso notable a las empresas de la región para que se animen a contratar investigadores y personal técnico toda vez que el gasto en I+D+i en nuestro territorio es casi del 85% por parte de la parte pública y apenas un 14% del gasto por la parte privada. En Navarra y País Vasco, dos de las comunidades españolas más avanzadas en este terreno, la proporción del gasto público apenas llega al 20%.