El proceso judicial sobre Valdecañas sigue adelante a pesar de la homologación

Supone la adecuación del complejo turístico a lo dispuesto en la nueva Ley de Ordenación del Suelo, aprobada por el Gobierno regional con el fin de que el proyecto pudiera seguir adelante

PILAR ARMERO , AGENCIAS
Vistas del campo de golf/
Vistas del campo de golf

El proceso judicial sobre el complejo turístico de Valdecañas sigue adelante a pesar de la homologación publicada en el Diario Oficial de Extremadura. De esta manera, la Junta continúa pendiente de que el Tribunal Supremo resuelva el recurso de casación que presentaron después de que el Tribunal Superior de Justicia de Extremadura declarase nulo el PIR (Proyecto de Interés Regional) con el que el se había autorizado en 2007. Esa sentencia, que no era firme, determinaba que la iniciativa empresarial no justificaba su interés regional, social o de utilidad pública y ordenaba que los terrenos se restituyesen al estado en el que se encontraban antes de autorizarlo, entre otras cosas por el valor ambiental que le reconocía.

La respuesta del Gobierno autonómico fue modificar la Ley de Ordenación del Suelo, con el fin de encajar el PIR en la legalidad. De ahí que se estableciese que el hecho de que un área geográfica extremeña tuviese algún grado de protección no invalidaba automáticamente su desarrollo urbanístico.

La homologación que se ha hecho pública supone esa adaptación, pero no invalida el proceso judicial abierto por Ecologistas en acción, que además va a presentar una demanda contenciosa administrativa contra la misma. Si finalmente se resuelve a favor de los conservacionistas, devolver Valdecañas al estado que presentaba antes de empezar a construir el complejo supondría demoler todo lo que se ha construido. En tanto en cuanto se conoce el final judicial de este proceso, los opositores piden que se ordene la ejecución provisional de la sentencia del TSJEX, para que no se pueda seguir construyendo lo que falta, ni tampoco vendiendo propiedades.

Alegaciones al proceso de homologación

En el proceso de homologación del proyecto, presentaron alegaciones cuatro organizaciones ecologistas y se dio audiencia a los municipios afectados, El Gordo y Berrocalejo, que se mostraron contrarios a las alegaciones y favorables a la homologación. Además, en la tramitación del expediente se solicitaron informes a la Confederación Hidrográfica del Tajo y a la Dirección General de Evaluación y Calidad Ambiental, que no consideraron necesario el pronunciarse de nuevo sobre la iniciativa, que no tendría así que someterse a una nueva evaluación ambiental.

El representante de la Dirección General de Evaluación y Calidad Ambiental en la Comisión de Urbanismo y Ordenación del Territorio fijó que "la declaración como ZEPA de unos terrenos no implica su automática y obligada clasificación como Suelo No Urbanizable Protegido o incompatiblidad para su transformación".

Se ha incorporado al expediente de homologación que finalmente ha sido aprobado un informe sobre la evaluación de los valores avifaunísticos de la ZEPA "Embalse de Valdecañas ". En este informe, elaborado por la Dirección General del Medio Natural, se concluye, según recoge el DOE, que "la población de aves objeto de declaración como ZEPA muestra una tendencia positiva tras la fase de obras del complejo, entre 2006 y 2011", a la par que asegura que la construcción del complejo no ha perjudicado ni a la población de aves, ni a la ZEPA, ni a la Red Natura 2000.