Estudios caligráficos descubrirán a los grafiteros

Una empresa especializada estima que más de 5.000 grafitis ensucian las fachadas de la ciudad

GLORIA CASARESALMENDRALEJO
El propio Ayuntamiento tiene la firma de grafiti. / G. C./
El propio Ayuntamiento tiene la firma de grafiti. / G. C.

En Almendralejo ya se han localizado 3.670 grafitis, pero se calcula que hay entre 5.000 y 6.000 en las más de 530 calles del municipio.

Dicen que el grafiti es una forma de hacer arte. Esto es discutible y habrá opiniones para todo. Sin embargo, lo que no parece discutible es que estos gratifis, tengan o no calidad artística, se convierten en un atentado contra el patrimonio si afecta a monumentos históricos, como se ha dado el caso, o a edificios singulares de la arquitectura o, por qué no, a empresas privadas, que tampoco están exentas de ello.

Otra de las cosas en la que debe haber consenso, es que los grafitis sólo son admisibles en los lugares autorizados.

Por ello, el Ayuntamiento va a iniciar una campaña para evitar este tipo de dibujos personalizados o pintadas, realizadas con pintura de spray, persiguiendo a los autores y con un arma hasta ahora no utilizada en ningún municipio extremeño.

Y es que una empresa local va a firmar un convenio con el Ayuntamiento por el que identificarán todos los dibujos que realice un mismo grafitero, gracias a unos estudios periciales caligráficos, de tal manera que cuando la Policía Local localice a un grafitero manchando el patrimonio, le podrá asignar la sanción correspondiente a todos los dibujos que serían de su autoría.

Ello se demostrará gracias al dictamen pericial de esta empresa, que está certificada para ello, y también al banco virtual de fotografías sobre todos los grafitis que hay en la ciudad, que forman parte del informe que elabora esta empresa local, y que pretende concluir en poco más de un mes, según declara su responsable, Pedro Guillén.

Además, este estudio será una herramienta muy útil, teniendo en cuenta que los grafitis serán agrupados por autores, aunque no se conozca su identidad.

Hasta el momento ha localizado más de 3.670 grafitis cuando ya ha inspeccionado un 60 por ciento de las vías públicas del municipio, por lo que se calcula que la cifra podría sobrepasar los 5.000.

Además, la mayor parte de ellos no son dibujos, sino tag, que, según aclara Guillén, es la firma de los autores y normalmente está compuesta por siglas, sin ningún significado.

Por todo ello, los grafiteros deben quedar advertidos con esta medida, ya que se pueden someter a sanciones muy importantes.

Grafitis autorizados

El alcalde, José María Ramírez, anuncia que el gobierno local busca un lugar donde los grafiteros puedan expresar su arte, para lo que se va a estudiar la posibilidad de que sea el muro de hormigón del canal del arroyo Las Picadas, que se ha restaurado recientemente.

Se trata de la propuesta que ha realizado al equipo de gobierno la propia empresa y que ha sido bien recibida por los gobernantes, ya que está al lado del recinto ferial y de la zona del botellón.