Los perros se echan a la calle

Alrededor de 400 personas se concentraron ayer en el Paseo de San Francisco con sus mascotas para condenar el maltrato animal

TANIA AGÚNDEZBADAJOZ
Los perros se echan a la calle

La sociedad ha dicho «basta» al maltrato animal. Quedó demostrado en el acto de repulsa contra estos hechos que reunió ayer a unas 400 personas con sus mascotas en el Paseo de San Francisco. Bajo el lema 'El silencio nos hace cómplices' la Asociación Protectora de Animales Adana había convocado esta concentración de condena y al mismo tiempo de apelación a la conciencia ciudadana. En este sentido, la organización animó a todas las personas que presencien una acción en la que se lastime a un animal a que la denuncien. «Queremos reivindicar que nadie calle ante estos hechos y que colabore en todo lo posible», manifestó Agustín Mansilla, presidente de Adana.

Según Mansilla, cada año se abandonan cerca de 5.000 perros y gatos, «que luego mueren en perreras», añadió. Por ello es tan importante para esta asociación que se lleve a cabo la reforma del Código Penal respecto a este asunto. Así, momentos antes de la concentración el personal de Adana realizó una recogida de firmas para solicitar la modificación de los artículos 337 y 631 que regulan el daño a los animales y las penas que deben cumplir los responsables de estos actos. «Queremos que el abandono se equipare al maltrato y sea calificado como delito en lugar de falta, porque también se pone en riesgo la vida y la integridad física del animal. También es importante que aumenten las condenas para quien los hiera», explicó el presidente de Adana.

Además, demandó la creación de un registro de perros a nivel peninsular, incluido Portugal, para facilitar la identificación de los dueños de estas mascotas en el caso de que fuera necesario. También hizo especial hincapié en la necesidad de que la Administración regional apruebe cuanto antes el reglamento que regula la Ley de Protección Animal de Extremadura, «para poder desarrollarla».

Apoyo a las protectoras

Esta petición se la pudo trasladar en persona a la vicepresidenta primera de la Junta de Extremadura, Dolores Pallero, que asistió al acto en representación del Gobierno extremeño. «Estoy aquí para manifestar nuestro apoyo a las protectoras y en defensa de los animales. Son muy importantes, porque creemos que el grado de madurez de una sociedad se mide según el nivel de respeto que se exprese hacia los mismos».

Precisamente la Junta se ha personado como parte de la acusación popular en el caso de los dos cachorros de perro que la semana pasada fueron mutilados y posteriormente abandonados en un contenedor de Badajoz. «El maltrato animal es algo que sucede todos los días, pero aquello fue la gota que colmó el vaso», aseguró el presidente de Adana. Uno de los cachorros tuvo que ser sacrificado debido a la gravedad de las lesiones. «Afortunadamente el segundo perro, que consiguió vivir, evoluciona favorablemente».

Fotos

Vídeos