¿Esto es un camino?

N. R. P.BADAJOZ

La auditoría que está llevando a cabo la Diputación Provincial por las carreteras de Badajoz provocará un fenómeno curioso, habrá vías que desaparezcan. No es que las eliminen sino que dejarán de considerarse carreteras para pasar a ser caminos rurales, «que es lo que son en realidad», explica Nela Rojas, directora del Área de Fomento de la administración provincial.

El estudio hará que las carreteras de pequeño tamaño y que se usen poco, que en realidad son caminos, dejen de considerarse vías. «Pero no serán muchas, calculamos que es un porcentaje muy pequeño aunque lo correcto es que no sean consideradas carreteras».

Así, cuando alguien consulte un mapa y crea que está ante una calzada, no se encontrará con un camino rural. A pesar del cambio de denominación, estos lugares continuarán bajo la titularidad de la Diputación Provincial.

El estudio, además, puede cambiar el mapa de otra forma, ya que se estudiará la posibilidad de cambiar el trazado de ciertas vías peligrosas, es decir, no sólo se repararán las carreteras sino también puede que se sustituyan ciertos tramos. «Se trata, por ejemplo, de eliminar curvas que sean consideradas peligrosas», explica Rojas.

El resultado del estudio al completo se conocerá en octubre de este mismo año y en 2010 se aprobará la primera fase de las obras.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos