La Policía identifica a seis jóvenes que vejaron a una chica en Internet

El Grupo de Delitos Tecnológicos recibe cada año medio centenar de denuncias relativas a menores Robar una cuenta de correo electrónico puede acarrear penas de cárcel de 1 a 3 años

EVARISTO FERNÁNDEZ DE VEGA
El Cuerpo Nacional de Policía recomienda a las familias estar pendientes de la utilización de internet para menores./HOY/
El Cuerpo Nacional de Policía recomienda a las familias estar pendientes de la utilización de internet para menores./HOY

Un fotomontaje hecho con la imagen de una chica de 19 años, maliciosamente 'aliñado' con varios textos humillantes, han sido el desencadenante de la última actuación desarrollada por el Grupo de Delitos Tecnológicos del Cuerpo Nacional de Policía. Sus resultados fueron dados a conocer ayer por la Delegación del Gobierno en Extremadura y han colocado en serios aprietos a seis jóvenes con edades comprendidas entre los 17 y los 19 años: dos están imputados por un delito contra el honor por realizar el fotomontaje y colgarlo en la red social 'Tuenti', y los otros cuatro han sido identificados por ser los presuntos autores de textos que vejan a la chica. El agente responsable de la operación confirmó ayer que la investigación se llevó a cabo tras la denuncia presentada por la afectada. La joven recurrió a la Policía después de comprobar que alguien la había atacado en la red, un comportamiento que le estaba causando importantes trastornos. El fotomontaje había sido colocado en el 'perfil' creado por un joven, y tenían acceso a él varios amigos. La divulgación de estos datos provocó ayer numerosas reacciones entre los usuarios de las redes sociales, que se preguntan hasta qué punto pueden incurrir en un delito si realizan comentarios agresivos. Desde el Grupo de Delitos Tecnológicos del Cuerpo Nacional de Policía se ha explicado que las denuncias relacionadas con Tuenti y otras redes sociales son más frecuentes de lo que se piensa. «No me atrevo a decir que diarias, pero en Extremadura entran todas las semanas denuncias relativas al robo de cuentas de correo electrónico o a vejaciones expresadas a través de la red. Para nosotros, todo lo que tenga que ver con un menor es grave, sobre todo por el trauma psicológico que le causa, y si hablamos de pornografía infantil la gravedad es infinitamente mayor». Las investigaciones llevadas a cabo desde Extremadura no han detectado aún la existencia de pederastas residentes en la región que hayan colgado material en la red, pero sí han sido detenidas personas que se descargaban este tipo de imágenes prohibidas. Más frecuentes son los robos de contraseñas de correos electrónicos, en ocasiones como una simple «gracia» y otras veces por despecho ante el fin de una relación de pareja. «La gente debe saber que el robo de cuentas de correo es un delito muy grave que se castiga en el código penal con penas de cárcel que van de 1 a 3 años». Esa consideración hace que muchos de los denunciantes terminen buscando la forma de retirar la denuncia tras comprobar que el acusado es alguien al que conocen demasiado. «Este tipo de hechos suele darse en círculos cercanos y muchas veces no se imaginan quién puede estar detrás: se suelen llevar grandes sorpresas». Tardanza El Grupo de Delitos Tecnológicos asegura que todos los casos que les llegan son resueltos, aunque reconoce que en ocasiones la respuesta no es tan rápida como sería deseable. «Es lógico que el afectado pida la retirada inmediata de las fotografías o de los comentarios vejatorios por el perjuicio que causan, pero en el ordenamiento jurídico español existe la Ley de Protección de Datos y eso obliga a solicitar mandamientos judiciales para poder actuar». Ante una realidad creciente como ésta, la Policía recomienda ser muy prudente a la hora de introducir contenidos en las redes sociales y pide a las familias que estén alerta ante los posibles peligros que pueden correr sus hijos. «Los padres no suelen tener conocimiento de hasta dónde puede llegar su hijo. Internet mal utilizado tiene graves peligros».