El Extremadura Dato debuta hoy ante el Burgos, uno de los grandes

NATALIA REIGADAS

Llegó el gran día para las chicas del Extremadura Dato. El equipo pacense debuta hoy en Liga Femenina y además, a lo grande, ya que recibe al Arranz-Jopisa Burgos, tercer clasificado la temporada pasada. El club espera, ante todo, que los pacenses respondan a su llamamiento y acudan al pabellón de La Granadilla a las 18.30 horas. La entrada cuesta 5 euros. Quien ha confirmado su presencia es el presidente de la Junta, Guillermo Fernández Vara junto con múltiples autoridades del mundo del deporte.

El partido será intenso para las pupilas de Fernando Méndez que reciben a un equipo con once años de experiencia en el máxima categoría. Sin embargo, la plantilla está ansiosa por aparecer ante su afición, por fin, como jugadoras de Primera. Para el encuentro de hoy, Fernando Méndez podrá contar con toda su plantilla aunque es posible que la escolta Korie Hlede, recuperada hace tan sólo tres días de su lesión de rodilla, no pueda jugar.

Asimismo, Méndez también cuenta en sus filas con la pívot croata Suzana Milovanovic, recién llegada al club, aunque sólo ha entrenado tres días y será complicado que se adapte al juego del equipo para esta misma tarde. Hlede y Milovanovic son dos de los fichajes más importantes y la tardanza en su incorporación será uno de los inconvenientes con los que el Dato se enfrenta al Burgos. Sin embargo, Méndez cree que la clave para que su equipo plante cara esta tarde es «ser sólidos en defensa y en ataque, intentar buscar, como en otras temporadas, identidad de equipo, es decir, que cualquiera de nuestras jugadoras pueda marcar». El técnico local no prepara una estrategia específica ante el Burgos, ya que, «debemos establecer antes nuestro juego, partido a partido, antes de estudiar al rival».

«Un partido trampa»

En cuanto al rival, a pesar de haber quedado tercero la temporada pasada, el Burgos se ha renovado completamente. Buena parte de las jugadoras que llevaron al Arranz-Jopisa Burgos a las semifinales se han marchado, pero el club se ha movido con rapidez para armar una plantilla solvente.

Del descendido Estudiantes se ha traído a dos exteriores de calidad como O'Neill y la joven Carbó aunque también ha recurrido al mercado comunitario para completar las posiciones altas con Ivana Bogoje, que aportará centímetros y Vanda Baranovic. La más peligrosa del Burgos, sin embargo, continúa siendo la ala-pívot española Marta Zurro, una gran anotadora.

Sin embargo, el entrenador visitante, César Huarte, huye del papel de favoritos, ya que considera que se trata de un «partido trampa». A pesar de la superioridad teórica del Burgos «el Dato está muy motivado y sus jugadoras se van a entregar al 110%». Para Huarte este es un inconveniente para su club que «tiene mucho que perder esta tarde y poco que ganar».