Hoy

Ingresado un menor en Murcia por un posible caso de ébola

  • Se trata de un niño de trece años que viajó a España desde Lagos, en Nigeria, el pasado 25 de agosto

Un niño de trece años que viajó a España desde Lagos, en Nigeria, el pasado 25 de agosto ha sido ingresado en el hospital Virgen de la Arrixaca de Murcia ante la sospecha de que pudiera tratarse de un caso de enfermedad por el virus de ébola.

Un portavoz de la Consejería de Sanidad ha informado de que el niño ha sido atendido en el servicio de urgencias del municipio de Alcantarilla e ingresado después en el citado hospital, porque presentaba alguno de los síntomas fijados para estos casos, en cumplimiento del protocolo de prevención establecido ante sospechas de ébola. Se han realizado las determinaciones analíticas necesarias y se han enviado al centro nacional de referencia en Majadahonda (Madrid), que tardará 48 horas en ofrecer resultados.

Según un comunicado de Sanidad, todo el operativo se ha desarrollado con normalidad y el paciente ha quedado ingresado en las habitaciones específicas para enfermedades infecciosas del Hospital Virgen de la Arrixaca.

Protocolo

El menor, afirma la consejería, está controlado por el Servicio de Medicina Interna e Infecciosas del hospital y se le han realizado los análisis necesarios para determinar si está afectado por el virus del ébola (EVE).

En el comunicado, el doctor José Antonio Herrero, facultativo del Servicio de Medicina Interna e Infecciosas, que está coordinando la puesta en marcha del protocolo y control del paciente, explica que se han enviado las muestras ya al laboratorio de referencia y en dos días llegarán los resultados.

Herrero subraya que "este protocolo es sobre todo para prevenir, y todo ha funcionado perfectamente. Es conveniente recordar que se trata de un caso sospechoso, únicamente", y añade que "el paciente se encuentra estable en estos momentos, con buena situación clínica".

Sanidad trabaja con el Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, dependiente del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad y, para ello, se creó un protocolo específico que es el que ahora se ha activado debido a la asistencia de una persona con sospecha de presentar esta patología. Herrero también destaha destacado que "el riesgo para ciudadanos residentes en España se considera muy bajo, aunque nuestra obligación es estar preparados para la detección precoz de potenciales pacientes con ébola y poder aplicar de forma inmediata las medidas preventivas y asistenciales adecuadas".