La Cruz de Lampedusa seguirá recorriendo la provincia de Cáceres hasta el 22 de abril

La cruz, en la ciudad de Cáceres, donde fue recibida el pasado día 27./ Armando Mëndez
La cruz, en la ciudad de Cáceres, donde fue recibida el pasado día 27. / Armando Mëndez

Este Sábado Santo está en Coria y en el Convento de El Palancar de Pedroso de Acim, por la mañana, y por la tarde llegará a Alcuéscar

EUROPA PRESS

La Cruz de Lampedusa, hecha con restos de las barcas naufragadas en las costas de esta isla italiana con las que los refugiados pretendían llegar a Europa, continuará su recorrido por localidades de la Diócesis de Coria-Cáceres hasta el próximo 22 de abril, cuando será despedida en la concatedral cacereña ante la presencia del obispo Francisco Cerro.

Así, este Sábado Santo ha estado en Coria y en el Convento de El Palancar de Pedroso de Acim, por la mañana, y por la tarde llegará a Alcuéscar.

El Domingo de Resurrección podrá verse de nuevo en Coria, en la Residencia de Ancianos de San Nicolás de Bari, y a las 12,00 en la Misa Pontifical en la Catedral.

El martes, 3 de abril, estará a las 19,30 horas en la eucaristía y exposición del Santísimo de la Cofradía de la Vera Cruz en la Parroquia de San Juan Cáceres.

El miércoles, 4 de abril, estará a las 17,00 horas en el Centro Penitenciario de Cáceres y a las 20.00 horas en la Parroquia de Jesús Obrero, en la barriada de Aldea Moret.

El viernes, 6 de abril, se desplazará a Brozas, a las 20,00 horas; el sábado, 7 de abril, estará a las 19,00 horas en la Capilla del Hospital de San Pedro de Alcántara de Cáceres; el domingo, 8 de abril, en la Parroquia de San Blas por la mañana y por la tarde en Arroyo de la Luz.

El sábado, día 14, estará en un encuentro de infancia en Torreorgaz, y a las 19,00 volverá a Cáceres para exponerse en el Encuentro Internacional de Iconografía. El domingo, 15 de abril, se trasladará a Ceclavín por la mañana y por la tarde, a las 20,00 horas, estará en la Misa de Jóvenes en la Ermita de la Paz.

El lunes, 16 de abril, en el Aula Clavellina de Cáceres, a las 20,00 horas, se pronunciará la ponencia 'Los refugiados viven entre nosotros', que contará con testimonios de algunos refugiados.

Finalmente, el 22 de abril, se celebrará en la Concatedral de Cáceres una despedida a la cruz con la presencia del obispo de Coria-Cáceres, Francisco Cerro.

«Grito contra la injusticia»

Cabe recordar que el Papa Francisco decidió hacer su primer viaje fuera de Roma en octubre de 2013 cuando se ahogaron 366 migrantes cerca de la costa de Lampedusa. Entonces, se le entregó una cruz y pidió que se llevara «por todas partes» para concienciar sobre el grave problema de los refugiados.

Esta cruz es «un grito contra la injusticia de un mundo injustamente globalizado, que marca el futuro de las personas por el color de su piel o el lugar donde nacieron», asegura la diócesis cacereña en nota de prensa, en la que recuerda que esta iniciativa de llevar la cruz por todo el mundo «busca transmitir un mensaje de solidaridad y paz entre las ciudades, comunidades, parroquias y culturas».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos