Álex Martín compone y canta el himno del centenario del Moralo

Las peñas del Carnaval acompañaron a Álex en la presentación. :: MC/
Las peñas del Carnaval acompañaron a Álex en la presentación. :: MC

El joven músico local trabaja como técnico de sonido con artistas como Quique González, Pablo López y Leyva

MAM/MUÑOZ MARTÍNEZ

Álex Martín no ha estudiado nunca música. Es autodidacta. Empezó, como muchos otros, haciéndose una batería en casa con una papelera. A los catorce años empezó a tocar la guitarra por su cuenta, y hoy puede vivir de la música de forma digna, trabajando como técnico 'back-line' de artistas con una gran trayectoria y reconocimiento dentro del pop-rock nacional, como Quique González, Pablo López o Leyva. De forma paralela, ultima su primera grabación, una maqueta con tres temas que publicará próximamente.

El joven músico moralo comenzó los estudios de Trabajo Social, pero nunca los llegó a terminar. En su lugar se decidió por la música. Se tituló como técnico de sonido a los 29 años, y ahí encontró su sitio y su vocación. Se fue a Madrid en busca de un sueño y gracias a su personalidad curiosa e inquieta, fue conociendo a gente del mundo de la música hasta hacerse un hueco.

Se define a sí mismo, con total humildad, como un mal músico, pero lo cierto es que quien coincidie con él, aprecia la calidad de su trabajo, además de la sutil influencia de artistas como Ryan Adams, Héroes del Silencio o M-Clan, a quien Álex considera algunas de sus más importantes referencias.

Moralo de pura cepa y aficionado al fútbol desde niño, parecía la persona indicada para componer un himno con motivo del centenario del club de Navalmoral.

Queda aún un lustro para la conmemoración de los 100 años del Moralo C. P. pero en la directiva creen que la época es la mejor para que los aficionados se vayan familiarizando con él y lo vayan reconociendo como propio.

Lo propusieron unos amigos

Todo comenzó en verano, cuando unos amigos propusieron a Álex que hiciera un himno para el Moralo, a colación del que Amaral realizó para el equipo de baloncesto femenino de Zaragoza. La idea le gustó tanto que desde ese momento se puso a trabajar en la letra y por la noche tenía el primer estribillo, que mandó a la directiva. A los pocos días, durante sus vacaciones, acabó de componer la canción y comenzó a gestarse el proyecto definitivo.

Gracias a sus contactos y amistades, la grabación del himno ha contado con colaboraciones de primer nivel, como el batería José 'Niño' Bruno (Fito, Andrés Calamaro, Def con Dos), el compositor César Pop (Leyva, Quique González) o quien fuera el encargado de editar y mezclar el disco 'Rock in Rio', Óscar Marcos, allá por 1982.

Tras varios meses de trabajo, el himno se presentó el domingo ante los aficionados locales durante el partido entre Moralo y Jerez, que además sirvió como homenaje a la Agrupación de Peñas del Carnaval. La letra habla sobre la pasión y los valores que están presentes en el fútbol, invitando a sentir los colores verdiblancos. El encuentro, por cierto, acabó en tablas. La música no fue suficiente.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos