Hoy

Las subastas de la Agroganadera obtienen un remate final de 216.000 euros

vídeo

Asistentes a la subasta de vacuno, ayer. :: JSP

  • A este dinero hay que sumar las ventas directas que han realizado las distintas organizaciones

La Feria Agroganadera cerró ayer sus puertas, con un balance positivo por parte de sus dirigentes. En el fin de semana, se celebraron las subastas de ovino y vacuno, con un volumen de negocio de unos 216.000 euros. A este dinero hay que sumar la venta que distintas asociaciones ganaderas realizaron de forma directa y que superan los 32.000 euros.

El público llenó el salón de actos en la subasta de vacuno, celebrada ayer. En esta ocasión, se presentaron 117 animales, con una adjudicación del 85 por ciento de los ejemplares. Al final, obtuvo un volumen de negocio de 168.000 euros. La que más mas participación tuvo fue la de la raza avileña-negra ibérica. De hecho, sus 72 hembras presentadas a subasta fueron adjudicadas generando una cifra de cerca de 67.000 euros. Además, se pujaron por dos machos de los cuatro presentados, por los que se obtuvo 5.500 euros.

La raza limusina también consiguió unas buenas cifras. Presentó 16 animales, adjudicándose 14. Este hecho hizo que se consiguiese un total de 56.900 euros. Además, un limusín fue el de mayor cotización de la feria. Se trató de un toro de la ganadería de Antonio. J. Pérez, que alcanzó un valor de 5.800 euros. La puja de raza charolesa, (tanto los animales de la asociación nacional, como de Uchae) estuvo menos animada. A pesar de ello, se generaron ventas de forma directa, lo que ha provocado que algunos de sus responsables hayan manifestado su satisfacción por los resultados. Prueba de ello es que la Asociación de Charolés consiguiese cerca de 60.000 euros uniendo todas la ventas.

La subasta de ovino, en la raza merina, fue el sábado, con una gran aceptación. Su remate final fue de casi 50.000 euros. Se adjudicaron el cien por cien de las 264 hembras presentadas, repartidas en 28 lotes, con un volumen de negocio de unos 41.800 euros. En lo que se refiere a machos, en esa puja, se adjudicaron el 65 por ciento de un tal de 39, lo que generó cerca de 7.000 euros. Algunos de los desiertos se vendieron en los pabellones del recinto ferial, según la asociación de la raza merina.

El alcalde, Alberto Casero, sostiene que los datos son buenos. Asimismo, destaca la buena afluencia de público y la apuesta que se ha hecho por el I Salón de la Carne. Por todo ello, cree que esta feria se ha recuperado en los últimos años, tras vivir momentos complicados. El presidente de la feria, Enrique Borrega, reitera que su balance positivo. Prueba de ello ha sido las subastas. También apunta que el Salón de la Carne, «como primera experiencia», ha sido un éxito, aunque se espera mejorar, hablando con las asociaciones.