El Gobierno no ayudará a pagar el regadío de Tierra de Barros al no verlo de interés general

García Bernal y el secretario general de Desarrollo Rural, Manuel Mejías, con representantes de la comunidad de regantes de Tierra de Barros, ayer, en la Consejería de Políticas Agrarias. :: J. M. ROMERO/
García Bernal y el secretario general de Desarrollo Rural, Manuel Mejías, con representantes de la comunidad de regantes de Tierra de Barros, ayer, en la Consejería de Políticas Agrarias. :: J. M. ROMERO

Junta y regantes siguen adelante con el proyecto a pesar del 'agujero' de 65,6 millones que se crea al no haber financiación por parte del Estado

Celestino J. Vinagre
CELESTINO J. VINAGRE

Extremadura deberá asumir en solitario el coste de poner en valor 15.000 hectáreas de Tierra de Barros y su entorno. No hay ayuda del Gobierno. El Ejecutivo de Rajoy considera que no es de interés general. Y, como cree que no lo es, no piensa aportar un solo euro para su financiación. El presupuesto del proyecto de regadío de Tierra de Barros alcanza los 197 millones y tanto agricultores como Junta asumen 65,6 millones cada uno. Los otros 65,6 se esperaban que salieran de la Administración central.

Este miércoles, en la Consejería de Políticas Agrarias se recibió una carta de la ministra de Agricultura, Isabel García Tejerina. El escrito señala que el Gobierno no va a poner fondos para regar 15.000 hectáreas en los términos municipales de Aceuchal, Alange, Almendralejo, Fuente del Maestre, Mérida, Ribera del Fresno, Solana, Torremejía, Villafranca, Villagonzalo, Villalba y La Zarza. En la misiva se añade que el ministerio no lo ve de interés general, según la consejera. Un proyecto que lleva cuatro años de tramitación.

El no de Madrid a financiar este regadío impactó sobre los 1.500 regantes implicados en el plan. «Como agricultor y como extremeño me siento indignado. No nos explican por qué dicen no. Hablan de cuestiones técnicas, pero no las explican», indicó a HOY el presidente de la comunidad de regantes, Isidro Hurtado. «Están jugando con el futuro de 1.500 familias», remachó.

Más información

 «Si nuestro idioma fuera el catalán no tengo duda de que el Ministerio pondría esos 65 millones»

«Si nuestro idioma fuera el catalán no tengo duda de que el Ministerio pondría esos 65 millones» Isidro Hurtado Pte. Comunidad de Regantes

Seguir adelante

«El Gobierno no da argumentos. Ni uno. Rechazamos su decisión aunque la esperábamos. Le pregunto al Ministerio qué le han hecho los agricultores extremeños a Rajoy para que nos limiten el cava, nos corten la financiación para plantar frutales o nos anuncien esto del regadío de Tierra de Barros», dijo la consejera de Políticas Agrarias, Begoña García Bernal, en Canal Extremadura.

«En todo caso, que le quede claro al Gobierno. Este proyecto es de toda Extremadura y en él está comprometido hasta el final el Gobierno de Guillermo Fernández Vara. Por eso le digo claramente a los regantes que el regadío en Tierra de Barros va a salir adelante, con ayuda del Gobierno o sin ayuda del Gobierno». La consejera citó ayer a una representación de agricultores de Tierra de Barros en Mérida para informarles de la carta del Ministerio. El mensaje fue el que la región «continúa adelante con la hoja de ruta», resaltó Hurtado, a pesar del revés del Gobierno.

El Ejecutivo extremeño no ha concretado ahora cuál será el plan B para seguir adelante aunque Bernal señaló con rotundidad que en ningún caso la continuidad del proyecto pasa porque los regantes pongan más dinero de sus bolsillos para que salga adelante.

«Si el idioma nuestro fuera el catalán no tengo duda de que el Ministerio pondría sin rechistar esos 65 millones», indicó Isidro Hurtado, quien recuerda que 1.500 agricultores llevan casi un lustro superando obstáculos para, en el momento en el que se van a licitar las obras, el Ministerio indique que no es de interés general y no lo financiará.

Las organizaciones agrarias UPA-UCE, Apag Asaja y COAG consideran un nuevo «mazazo» para la agricultura extremeña el rechazo del Gobierno al plan de regadíos en Tierra de Barros. La Unión no ve sensata la postura de la Junta de que se realizará a pesar del freno de Madrid.

En clave política, el presidente regional del PP, José Antonio Monago, afirmó que se trata de un proyecto regional y que, por tanto, «lo tiene que hacer la Junta». Monago pidió al Ejecutivo extremeño que «se deje de excusas» y señaló que «si todo lo que no hace es por culpa de Madrid, si lo hiciera, ¿para qué está el Gobierno regional?». Para el popular, la Junta «no hace sus tareas y siempre está reclamando a Madrid».

Siendo Monago presidente de la Junta, el 6 de mayo de 2014 anunció que la región iba a cobrar 100 millones del Gobierno en concepto de deuda histórica. Dinero, dijo, que iría en parte para nuevos regadíos en Tierra de Barros y Monterrubio. Especificó José Antonio Monago que 50 serían millones a repartir entre cada plan. Los regadíos, por tanto, se financiarían en parte gracias al Estado, no solo por la Junta y regantes.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos