Hoy

El perito de la defensa pone en duda el estado del autobús implicado en el accidente de Castuera

El perito de la defensa pone en duda el estado del autobús implicado en el accidente de Castuera
  • Será el próximo lunes cuando las diferentes partes expondrán sus conclusiones finales y el caso quedará visto para sentencia

El perito de la defensa en el juicio por el accidente que en Castuera (Badajoz) que costó la vida a cinco chicos del equipo de fútbol sala de Monterrubio de la Serena, Francisco Galadi, ha calificado hoy como "lamentable" el estado en el que se encontraba el microbús implicado en el suceso.

En este sentido, ha indicado en el juicio en Don Benito que tras su informe pericial pudo comprobar que el autobús "no estaba en condiciones para salir a la carretera, y menos a esa velocidad", puesto que los neumáticos estaban "agrietados y sin dibujo y las llantas golpeadas", desmintiendo los informes periciales de la Guardia Civil que aseguran que las ruedas están "en buen estado".

Por esto considera una "imprudencia" el exceso de velocidad a la que circulaba el microbús, 84 kilómetros por hora, que "aprovechó" la inercia al salir del cambio de rasante para adelantar a la máquina retroexcavadora.

En su recreación del accidente, el perito ha detallado que el cambio de rasante y la velocidad que alcanza jugó un papel "fundamental" en la consecución de los hechos.

Así, ha calificado como "temeraria" la maniobra del microbús, que "se incorpora al carril izquierdo sin reducir velocidad, sin ser consciente de la cantidad de accesos de caminos agrícolas que hay en dicha carretera convencional y sin dar opción de reacción al conductor de la retroexcavadora" para impedir el accidente.

Ante estas declaraciones, el fiscal del caso ha intentado combatir esta afirmación puesto que, ha recordado, los informes han determinado la "perfecta" visibilidad del conductor del autobús para realizar la maniobra sin ningún signo por parte de la retroexcavadora para advertir de su giro.

Por su parte, los letrados encargados de la acusación particular en el caso han reprochado al perito que en su informe tan solo refleje el estado en el que circulaba el autobús sin nombrar las condiciones en las que se encontraba la retroexcavadora, careciendo de las luces reglamentarias para poder avisar de sus maniobras.

Con la declaración de este último testigo la jueza, Beatriz Miranda, ha dado por cerrado el turno de presentación de informes periciales para la resolución del caso.

Será el próximo lunes cuando las diferentes partes expondrán sus conclusiones finales ante la magistrada, que quedará el caso visto para sentencia.