La reforma de Martín Palomino, en Plasencia, pendiente de un protocolo que no llega

Cartel colocado en 2015 por empresarios de Martín Palomino exigiendo el inicio de las obras. :: andy solé/
Cartel colocado en 2015 por empresarios de Martín Palomino exigiendo el inicio de las obras. :: andy solé

La firma estaba prevista para ayer con la presencia del ministro de Fomento, pero se ha aplazado de nuevo

CLAUDIO MATEOS PLASENCIA.

La firma del protocolo de cesión de la antigua travesía de la N-630 -paso previo necesario para el convenio a tres bandas sobre la reforma de las avenida de España y Martín Palomino- sigue sin hacerse realidad. Aunque no se llegó a anunciar oficialmente, estaba previsto aprovechar la presencia ayer en Extremadura del ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, para que acudiese a Plasencia a firmar el protocolo junto al presidente de la Junta, Guillermo Fernández Vara, y el alcalde, Fernando Pizarro. Sin embargo la rúbrica se retrasó de nuevo por motivos que no se han aclarado, y que pueden tener que ver con la necesidad de matizar aún algunos términos del borrador del documento elaborado por Fomento.

El deseo de Fernando Pizarro de escenificar la firma en Plasencia parece por lo tanto que no podrá cumplirse. A día de hoy sigue sin haber fecha para la rúbrica del protocolo, si bien desde gobierno local señalan que «las tres administraciones siguen trabajando en él de manera conjunta».

Este protocolo debe servir para determinar con exactitud los términos en los que el Ministerio de Fomento, como propietario de la vía, la cede para que las otras dos administraciones puedan intervenir también en su reforma. Se trata de un paso necesario previo al convenio en el que se plasmará definitivamente el reparto de las responsabilidades entre las tres administraciones. De hecho, fuentes municipales apuntan que la mayor dificultad radica precisamente en fijar los términos del protocolo de cesión, y de ahí que se esté retrasando, ya que, una vez firmado, el convenio será poco más que un mero trámite.

El protocolo fijará los términos exactos para la cesión de la vía, que pertenece a Fomento

El caso es que ha transcurrido ya cerca de un año y medio desde que, tras una reunión a tres bandas celebrada en Madrid, se anunció el acuerdo alcanzado para repartirse a partes iguales el coste de la reforma, que a falta de lo que diga el proyecto se ha calculado inicialmente en unos seis millones de euros. Ya entonces se dio por hecha la firma «en breve» del convenio que haría posible la obra, pero el trámite se ha ido retrasando por motivos que nunca han quedado del todo claros.

De hecho, tras aquella reunión en Madrid en mayo de 2016 el Ministerio de Fomento anunció que autorizaría a la Junta a licitar la redacción del proyecto sin necesidad de esperar a la firma del convenio. Sin embargo, el ejecutivo autonómico dijo unas semanas después que no podía licitar el proyecto sin tener antes del convenio.

Hay dinero

No se trata de un problema de dinero. La Junta tiene presupuestados en sus cuentas de este año 200.000 euros para el proyecto, mientras que el Ministerio de Fomento ha incluido en su presupuesto de 2017 medio millón de euros para el inicio de las obras. El Ayuntamiento, por su parte, ya tiene pactado con la UTE Aguas de Plasencia hacer la parte que le toca, que es la renovación de las redes de abastecimiento y saneamiento en las dos avenidas.

El pasado mes de septiembre, cuando la firma del protocolo parecía ya inminente, volvió a retrasarse debido a una solicitud de una nueva reunión a tres bandas por parte del Ministerio de Fomento para ultimar detalles. Eso encuentro se fijó para la primera semana de noviembre, pero fue cancelado y finalmente las conversaciones se llevaron a cabo por vía telefónica.

Parecía que todo estaba listo para que tanto el ministro Íñigo de la Serna como el presidente Guillermo Fernández Vara acudieran ayer a Plasencia para firmar por fin el protocolo, pero el acto volvió a aplazarse de manera indefinida. Fernando Pizarro sigue confiando no obstante en que la rúbrica tanto del protocolo como del convenio pueda llevarse a cabo antes de fin de año para que a lo largo de 2018 se licite y ejecute la redacción del proyecto y las obras comience en 2019.

Fotos

Vídeos