Hoy

La Junta desaloja una vivienda social y entrega dos órdenes de desahucio

Intervención policial durante el desahucio::
Intervención policial durante el desahucio:: / DAVID PALMA
  • La ejecución de la orden judicial se llevó a cabo en un piso de Gabriel y Galán ocupado por un matrimonio y su hija

Un joven matrimonio y su hija pequeña fueron desalojados ayer de una vivienda social del bloque número 8 de la avenida Gabriel y Galán, en el que residían de manera ilegal desde hace tres años. La Junta dijo que el desahucio se llevó a cabo por orden judicial, y al mismo tiempo fueron entregadas dos notificaciones de avisos de lanzamiento a otras familias, a las que se da un plazo de diez días para que abandonen las viviendas que ocupan también ilegalmente.

La Junta afirmó en un comunicado que «la recuperación de viviendas sociales ocupadas ilegalmente es una necesidad para cubrir la lista de espera de solicitantes que sí cumplen los requisitos para acceder a una vivienda de promoción pública», en la que ahora mismo hay 55 personas.

Por su parte, el padre de la familia desalojada, un hombre de 26 años que pidió no publicar su nombre, manifestó a este diario que llevan «varios años» solicitando una vivienda social, que nunca les han concedido, y denunció que le amenazaron con retirarle la renta básica si no abandonaban la vivienda voluntariamente. También aseguró que el desalojo se produjo «por sorpresa», sin haber recibido antes ninguna notificación. Dijo que el piso estaba vacío porque su adjudicataria legal no lo quiso, y que tenían permiso por escrito de los vecinos para vivir allí.