Prisión para los padres de la bebé que dio positivo alto en cocaína

Los progenitores se cruzaron sendas denuncias por malos tratos y abusos

R. C.Valladolid

La bebé de un año, cuyos padres han ingresado en prisión comunicada y sin fianza después de que se cruzaran sendas denuncias por malos tratos y abusos, ha dado positico alto en el examen de cocaína practicado en el hospital y permanece bajo el amparo de los Servicios Sociales de la Comunidad, mientras los progenitores han pasado hoy a disposición judicial, según han informado fuentes de la Subdelegación del Gobierno.

Los padres de la niña, quien en una evaluación médica en el Hospital Clínico de Valladolid no presentó signos de abusos sexuales, fueron detenidos después de que la pequeña ingresase el miércoles y se recibiesen sendas denuncias cruzadas: una de la madre sobre supuestos malos tratos de su expareja cometidos contra ella, y otra del padre por presuntos abusos de la madre a su hija de doce meses, según fuentes próximas al caso.

A primera hora de la noche, tanto la Fiscalía de Menores como los Servicios Sociales intervinieron para proceder a la retirada de la custodia de la bebé, de 12 meses.

El subdelegado del Gobierno, Luis Antonio Gómez Iglesias, explicó este jueves que el bebé no presentaba signos de abusos sexuales y se encontraban "en perfectas condiciones".

La bebé continuará ingresada en planta hasta el próximo miércoles.

Fotos

Vídeos