El tribunal no cree a Rajoy cuando afirmó que no existía caja B

Asegura que no da «veracidad» a las palabras del presidente y apunta a que no dijo la verdad para no admitir que recibió dinero negro

Melchor Sáiz-Pardo
MELCHOR SÁIZ-PARDOMadrid

El tribunal se muestra demoledor con el presidente del Gobierno, al que directamente dice no creer cuando afirmó ante la sala, en su declaración en julio de 2017, que los papeles de Bárcenas, y por ende la contabilidad B del PP, no eran verdaderos.

La sentencia dice que «comparte» la tesis de la Fiscalía de que Mariano Rajoy, Javier Arenas, Álvarez Cascos o Pio García Escudero, no fueron «veraces» cuando señalaron que las anotaciones de Luis Bárcenas no tenían «credibilidad», al tiempo que negaron la existencia de la caja B.

El fallo argumenta que no da credibilidad a las palabras de Rajoy y apunta a que no dijo la verdad para no admitir que recibió dinero negro. Admitir la veracidad de los papeles de Bárcenas, dice la sentencia, habría sido tanto como «reconocer haber recibido estas cantidades» y admitir «la percepción de pagos opacos para la Hacienda Pública». Unos pagos –explica la resolución- que ya no sería delito porque están prescritos, pero que «pudieran ser considerados por los testigos como merecedores de un reproche social», al tiempo que también sería «admitir la existencia de una «Caja B» en el seno de una formación política a la que pertenecen o han pertenecido».

La sentencia afirma que es por este motivo por el que «se pone en cuestión lacredibilidad de estos testigos (entre ellos Rajoy), cuyo testimonio no aparece como suficiente verosímil para rebatir la contundente prueba existente sobre la Caja B del partido».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos