Hoy

Las consecuencias para los diputados díscolos del PSOE

Meritxell Batet forma parte del grupo de diputados socialistas que tiene previsto romper la disciplina de voto.
Meritxell Batet forma parte del grupo de diputados socialistas que tiene previsto romper la disciplina de voto. / Chema Moya (Efe)
  • Saltarse la disciplina de voto podría conllevar desde sanciones de 600 euros hasta la expulsión del grupo parlamentario

La rebelión interna en el PSOE continúa. Los defensores del 'no' a Rajoy mantienen su postura y al menos quince diputados del grupo socialista votarán en contra de la investidura del líder del PP saltándose la disciplina de voto. La Constitución les da la razón al prohibir taxativamente en dos artículos (el 67.2 y el 79) que un partido imponga el sentido del voto a un diputado. Pero la normativa interna del PSOE es clara al respecto.

¿Están obligados a acatar la decisión del Comité Federal? Tanto sus estatutos como la reguladora de la actuación de los cargos públicos estipulan que «en todos los casos» las personas que integran el grupo parlamentario «están sujetas a la unidad de actuación y disciplina de voto» (artículo 78 de los Estatutos del PSOE). Por si quedase alguna duda, el artículo 4.2 de la Normativa Reguladora de los Cargos Públicos hace hincapié en que en el ejercicio de sus funciones los diputados socialistas «aplicarán las resoluciones y acuerdos adoptados por los órganos de dirección del partido».

¿Qué pasa con los independientes? Al aceptar su integración en el Grupo aceptan su normativa.

¿Qué ocurre si algún diputado díscolo se salta la disciplina de voto? Los estatutos socialistas marcan claramente el camino a seguir: el Grupo Parlamentario y la Comisión Ejecutiva «podrían denunciar su conducta al Comité Federal».

¿Qué consecuencias o sanciones podría conllevar? Se les podría imponer una sanción económica, que puede llegar a los 600 euros cuando se trate de un acto de indisciplina «grave». Además de la multa, la formación puede actuar aún con mayor contundencia, decretando la expulsión que los diputados díscolos, que irían a parar al Grupo Mixto. Lo establece el artículo 78. «Si la actuación originada (..) se estimase grave por el Comité Federal, éste tendría facultades para proceder a darle de baja en el Grupo Parlamentario».

¿Existen precendentes en las filas socialistas? En febrero de 2013 la dirección del PSOE sancionó con multas de 600 euros, la máxima que contempla la normativa interna, a los diputados del PSC que votaron a favor de dos resoluciones de CiU sobre la consulta soberanista en Cataluña.