Hoy

El PP calcula que el debate de investidura comience el 26 con segunda votación el sábado 29

El portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Rafael Hernando.
El portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Rafael Hernando. / Efe
  • De ser así, Rajoy sería investido dos días antes de que concluyese el plazo para la disolución automática de las Cortes

El PP calcula que el debate que podría concluir con la investidura de Mariano Rajoy como presidente del Gobierno podría arrancar el próximo miércoles, 26 de octubre, la primera votación tendría lugar al día siguiente y la segunda, 48 horas después, es decir, el sábado día 29.

Así lo ha explicado el portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Rafael Hernando, quien ha dejado claro que este eventual calendario está supeditado al resultado de las consultas con los partidos que tiene programadas el Rey para los días 24 y 25.

Si de esa nueva ronda con los representantes políticos, el Jefe del Estado concluye que Rajoy tiene visos de salir elegido y le propone someterse a un nuevo debate de investidura, se lo tiene que comunicar a la presidenta del Congreso, Ana Pastor, quien tiene la facultad de convocar el Pleno de investidura cuando quiera.

Hernando ha apuntado que, dependiendo de cuándo informe el Rey a Pastor de su decisión, siempre que ésta sea que se convoque un nuevo debate de investidura, éste podría arrancar el miércoles por la mañana o bien por la tarde.

Dos días antes del fin del plazo

Si se cumple el calendario que maneja el PP, Rajoy expondría su programa a la Cámara el miércoles, después intervendrían los grupos y al día siguiente el líder del PP sometería su candidatura a una primera votación.

Para salir investido en esa primer intento, Rajoy necesitaría mayoría absoluta y no parece previsible que la logre. Por eso habría que convocar una segunda justo 48 horas después de la primera, es decir, el sábado 29, en la que ya podría ser elegido presidente por mayoría simple, lo que tendría garantizado si el PSOE opta por la abstención.

De ser así, Rajoy sería investido dos días antes de que concluyese el plazo para la disolución automática de las Cortes en el caso de que no se hubiera alcanzado ningún acuerdo para dar vía libre a la investidura.