Hoy

Guanyem denunciará al asesor del PP que ha registrado su nombre

  • La plataforma liderada por Ada Colau considera que el objetivo de esta acción es impedir que la formación pueda presentarse a las próximas elecciones municipales

La plataforma Guanyem Barcelona, liderada por Ada Colau, presentará una denuncia contra el asesor del PP en el Ayuntamiento de Valencia Luis Salom por registrar el nombre de la formación catalana y de Guanyem Valencia en la Oficina de Patentes y Marcas del Ministerio de Industria.

Según ha informado en un comunicado Guanyem, que pretende presentarse a las próximas elecciones municipales en Barcelona, el asesor del PP ha incurrido en un ilícito penal por utilizar el nombre de la formación en el tráfico jurídico y mercantil sin autorización.

Además, la asociación acusará en su denuncia a Salom de un delito contra los derechos fundamentales, al considerar que el asesor del PP ha intentado registrar la marca de forma fraudulenta con el fin de impedir que la formación Guanyem Barcelona y su homónima en Valencia puedan presentarse a las próximas elecciones municipales.

Presencia mediática

Según la formación liderada por Colau, el logotipo Guanyem Barcelona está protegido por los derechos de propiedad intelectual, ya que su autor, Miguel Ángel Ramos, firmó con la formación un contrato de cesión de esos derechos en exclusiva. Guanyem recalca también que la suya es una marca "notoria", dada su presencia mediática desde que anunciaron su constitución el pasado mes de junio, por lo que el intento de apropiación de ese nombre supone "un fraude de ley".

En cualquier caso, la formación precisa que el registro de su nombre no afectaría en absoluto a su posible concurrencia a las elecciones municipales con el logotipo y la denominación actuales, ya que tras lograr 30.000 firmas desde su presentación la plataforma se constituyó en partido político, con su correspondiente registro en el Ministerio de Interior.

Para la asociación, la iniciativa del asesor del PP demuestra su "falta de sensibilidad democrática" y especialmente su "miedo a perder privilegios", sin respeto a las nuevas iniciativas políticas ciudadanas. "Las elecciones son para algunos el territorio donde destruir la democracia, no una expresión de la misma", añade el comunicado, que enmarca la actitud de Luis Salom en "la vieja política: no la protección de la ciudadanía, sino el dominio del más fuerte y el más astuto sobre la mayoría haciendo un uso impropio de la representación democrática".