Hoy

Los primeros contenedores soterrados de la ciudad se instalarán en la Zona Sur

Contenedores de basura en la Zona Sur. :: brígido
Contenedores de basura en la Zona Sur. :: brígido
  • La directiva de la asociación de vecinos se enteró del anuncio en su encuentro con el alcalde en el que le plantearon sus reivindicaciones

Muchos años se lleva hablando en Mérida de la instalación de contenedores soterrados en varias zonas de la ciudad. Pero la particularidad de que el subsuelo de la capital autonómica esté lleno de restos arqueológicos ha hecho que esta iniciativa nunca haya salido adelante. Ahora es el gobierno de Osuna el que pretende hacer realidad este proyecto, por lo que se pone como uno de los retos para 2017 la instalación de varios de estos en diversas zonas de Mérida.

Los primeros irán a la Zona Sur. Así lo anunció ayer el alcalde, Antonio Rodríguez Osuna, a la directiva de su asociación de vecinos, con la que se reunió en el Ayuntamiento. Su presidenta, Vicenta Martínez, conocida también como Tenti, presentó al primer edil la nueva directiva, compuesta por ocho mujeres y dos hombres, y le hizo llegar una serie de reivindicaciones y mejoras para el barrio.

Sobre el proyecto de los contenedores soterrados, el delegado de Limpieza, Marco Antonio Guijarro, ha explicado a este diario que el procedimiento que se tiene que realizar «es un poco largo, pues en él se incluyen muchos trámites administrativos. La empresa, en este caso FCC, es la que debe hacer la solicitud del soterramiento de estos dispositivos. Hay que evaluar cuáles son los más indicados para instalar, pues son contenedores con una capacidad de unos 800 litros, es decir, de menor volumen que los que prestan servicio actualmente», destaca.

Confirma el concejal que se comenzará la instalación en la Zona Sur y que, una vez recibida la solicitud de dichos contenedores, hay que elaborar unos informes técnicos y del Consorcio de la Ciudad Monumental. Este organismo tendrá un indiscutible protagonismo en este caso por la peculiaridad del subsuelo emeritense, lleno de restos arqueológicos. Habrá que elegir muy bien el lugar donde irán ubicados, decisión que se tendrá que tomar desde el Ayuntamiento.

La intención también es instalar algunos en la zona centro, aunque Guijarro asegura que «el problema es que en el centro histórico hay muchos restos romanos, por lo que la ubicación aquí irá mucho más despacio, ya que se tendrán que hacer catas y pruebas de diversa índole», asegura, el concejal, que dice que su objetivo es poder instalarlos a lo largo de 2017.

«Se necesita un hueco de, como mínimo, tres metros de profundidad para hacer un soterrado y los yacimientos lo complica mucho», explica el concejal, que añade que en cada ubicación, es decir en cada soterramiento, caben cuatro contenedores. Ahora habrá que esperar a ver cómo afronta el Ayuntamiento este ambicioso proyecto.

Peticiones y reivindicaciones

Osuna, en su encuentro con la nueva directiva de la asociación de la Zona Sur, una vez que abandonó su cargo de presidente Tomás Liberal, también se comprometió con los vecinos a cubrir sus necesidades y responder a las peticiones que tiene esta zona de la ciudad.

«En general la barriada está bastante bien, aunque siempre hay cosillas que arreglar. Por ejemplo, se necesita podar los arbustos, arreglar el firme de la calle Adelardo Covarsí y comprar sillas nuevas para el local social», explica Tenti.

Se refiere a la necesidad de mejora que tiene el puente metálico blanco que une el final de la avenida Lusitania con la Isla, que se encuentra en malas condiciones de pintura y de pavimento.

Un paso de cebra que hay saliendo de la rotonda de Santa Teresa de Jornet, que se encuentra en una curva, considera Tenti que es muy peligroso para cruzarlo. Por eso, la asociación ha pedido al alcalde un paso resaltado en ese lugar para obligar a que los vehículos bajen la velocidad y evitar algún atropello, sobre todo a personas mayores, ya que el paso de cebra se encuentra muy cerca del nuevo hogar de mayores.