Hoy

Nueve familias afectadas por el fuego no podrán volver a sus casas en 10 días

vídeo

Un hombre observa cómo ha quedado la fachada del edificio afectado por el fuego / Brígido

  • Los peritos y técnicos evalúan los daños producidos en uno de los pilares del garaje para comprobar si afecta a la estructura del edificio

Aunque por suerte no ha habido que lamentar daños personales, el incendio producido el jueves por la mañanaen el garaje de la calle Graciano ha obligado a nueve familias a abandonar, de forma temporal, sus viviendas, situadas encima de la cochera afectada. Con los trámites que se siguen para garantizar la seguridad de cada una de ellas, se calcula que en 10 días podrían volver a sus hogares. También se vieron afectadas por el incendio una gestoría y la sede de Podemos, situados encima de las instalaciones quemadas. Y lo más afectado, sin duda, es el garaje donde se originó el incendio, que ha sufrido daños más severos.

Fuentes oficiales consultadas por este diario comentan que durante estos días los inquilinos de las viviendas podrán subir a sus casas a recoger las pertenencias que les hagan falta. Estos residirán, temporalmente, en casas de familiares o amigos y en hoteles de la ciudad, gastos que cubrirán todos los seguros del hogar contratados.

Según afirman estas fuentes, el interior de las viviendas se encuentra en perfecto estado y ninguno de los pisos han sufrido daños por el fuego en el subterráneo. Ni tan siquiera con el intenso humo que ascendió durante horas por los balcones de los pisos. De hecho, en algunas de las viviendas viven animales, los cuales también están sanos y salvos.

De todas formas, de las nueve familias afectadas, hay dos que han encontrado más obstáculos a la hora de ubicarse, ya que viven de alquiler. De todas formas, desde el Ayuntamiento se confirma que les van a ayudar en todo lo que puedan. Incluso han mediado para que, una de ellas, sea derivada al comedor social para que puedan comer ahí durante los días en los que permanezcan fuera de sus casas.

Desde que se produjo el incendio hasta que se pueda acceder al garaje tienen que pasar al menos tres días, tiempo estimado en el que se va enfriando un habitáculo en el que, según el jefe del parque de Bomberos de Mérida, José Antonio Palanco, se llegaron a alcanzar temperaturas de más de 2.000 grados. Un verdadero infierno.

«En el garaje se llegaron a registrar temperaturas de más de 2.000 grados y para sofocarlo solo teníamos un acceso, por lo que hemos tenido que habilitar otros, como el hueco del ascensor o el forjado de una puerta. En el incendio han intervenido nueve bomberos y tres camiones del parque de Mérida, además de una dotación del de Puebla de la Calzada, con tres efectivos». Así lo explica Palanco, que explica los problemas que plantea un incendio bajo rasante.

En ese sentido, explica que fue necesario proporcionar oxígeno a algunos de los bomberos que intervinieron en la operación debido al cansancio, agotamiento y deshidratación que sufrieron durante la extinción del fuego.

Pilar afectado

Ahora llega el momento en el que los peritos municipales y técnicos tendrán que evaluar el daño que han podido sufrir los pilares del garaje, para ver si se han producido daños estructurales de importancia en la estructura del edificio.

Palanco indica que que hay un pilar que está afectado por el fuego. Se ha observado que se ha separado el hormigón del hierro, por lo que se ha quedado un espacio hueco del que no se sabe aún su capacidad estructural para ver si está portante o no, por lo que ha sido necesario apuntalarlo. También se llevará a cabo una prueba de carga para ver su resistencia.

Sí que se han quemado totalmente, indican fuentes municipales, todos los desagües que están en la cochera, así como varios coches, que quedaron totalmente calcinados. El resto de vehículos, aunque no fueron alcanzados por las llamas, también han sufrido daños irreversibles, ya que presentan la chapa derretida a consecuencia de las altas temperaturas alcanzadas en el garaje durante varias horas. El total de coches afectados, de uno u otro modo, superan la decena.

El alcalde, Antonio Rodríguez Osuna, el delegado de Urbanismo, Rafael España, los peritos, técnicos y arquitecto municipal estuvieron todo el día del jueves en el lugar del siniestro para informarse de los daños materiales e interesarse por el estado de las familias afectadas.

Temas