Hoy

La Diputación pidió en 2014 la reversión del inmueble

Pocos meses después de ponerse a la venta el edificio, en marzo de 2014, la Diputación de Badajoz pedía a Patrimonio del Estado la reversión del inmueble. El pleno de la diputación de marzo de 2014 aprobó la solicitud de reversión del inmueble cedido a Patrimonio del Estado para las instalaciones de la Comisaría de la Policía Nacional en 1976. También, que se suspendiera, de forma inmediata, el inicio del procedimiento de venta de dicho inmueble, tal y como pretendía el Ministerio. Se debía reflejar dicha cesión en el inventario de bienes y derechos de la Diputación de Badajoz.

Tal y como declaraba el entonces presidente de la institución provincial, Valentín Cortés, «hay un edificio que se cedió a la policía junto a otro donde estaban instalados los juzgados, que ya se ha devuelto. El inmueble tenía un periodo de cesión de 30 años. Una vez cumplidos solicitamos por unanimidad de los dos grupos políticos de la corporación la reversión a esta institución. No nos parece correcto que el Ministerio ponga en venta algo que no era suyo y le fue cedido para un fin. Si lo que han hecho es esperar que venza ese plazo para al día siguiente dejarlo vacío y ponerlo en venta, creemos que incluso puede haber un fraude de ley, por lo que ejercemos los derechos que tiene esta institución sobre dicho inmueble», decía.

En este sentido, el alcalde aquel año, Pedro Acedo, aseguraba también que querían llegar a un acuerdo con la Diputación para que estas instalaciones pasaran a manos municipales.

Habrá que esperar para ver qué pasa con el edificio contiguo a la comisaría, el que acogía el Palacio de Justicia, que en la actualidad también está en manos de la institución provincial.