Hoy

Merkel y Macron, dispuestos a revitalizar el eje franco-alemán para refundar la UE

video

Emmanuel Macron y Angela Merkel comparecen ante la prensa tras su reunión. / John McDougall (Afp) I Atlas

  • El presidente francés ha recalcado que para que se produzca es clave "recomponer la confianza" de la "relación histórica" entre París y Berlín y estrechar la cooperación del tándem

El presidente francés, Emmanuel Macron, ha asegurado hoy tras reunirse con la canciller alemana, Angela Merkel, que la revitalización del eje franco-alemán es clave para una "histórica nueva fundación" de la Unión Europa.

Macron ha realizado estas declaraciones en la rueda de prensa que ofreció junto a la canciller en su primera visita oficial a Berlín, un día después de jurar oficialmente su cargo y apenas unas horas después de nombrar a su primer ministro.

"Necesitamos una refundación" del proyecto europeo, ha asegurado Macron, que ha recalcado que para que se produzca es clave "recomponer la confianza" de la "relación histórica" entre París y Berlín y estrechar la cooperación del tándem a la cabeza de la Unión Europea (UE).

"Yo -ha subrayado el presidente francés-, voy a ser un socio abierto, directo y constructivo" para Alemania, porque "de ello depende el éxito de Europa".

Para que se produzca el necesario "cambio fundamental" en la UE es preciso que las relaciones entre Alemania y Francia sean estrechas, ha agregado el presidente galo, quien ha considerado que una buena sintonía es el "requisito previo" para el avance de ambos países y el conjunto del bloque comunitario. "Nuestra relación necesita más confianza y más resultados", ha opinado el mandatario francés.

Merkel, por su parte, ha apostado por una relación "de plena confianza" que genere "una estrecha cooperación" para el bienestar de los dos países y subrayó que "los intereses de Alemania están estrechamente ligados con los intereses de Francia". "A Alemania sólo le puede ir bien cuando a una Francia fuerte le va bien", ha apostillado.

Los dos líderes se han comprometido además a empezar a presentar resultados en pocos meses y han anunciado que esperan confeccionar a medias tras las elecciones parlamentarias de junio una hoja de ruta para el futuro de la UE y la eurozona.

La canciller ha explicado que entre los principales temas que han empezado a tratar está el establecimiento de un sistema de asilo común para la UE y la inclusión en las relaciones comerciales de una cláusula de reciprocidad para poner freno a importaciones que no cumplan ciertos estándares.