Hoy

La oposición asesta un duro golpe a Bachelet en las municipales chilenas

Seguidores de la oposición chilena celebran los resultados de las municipales.
Seguidores de la oposición chilena celebran los resultados de las municipales. / Elvis González (Efe)
  • Los triunfos en las comunas más emblemáticas del país, incluida la capital, Santiago, allana el camino a la coalición opositora para recuperar el poder en las elecciones generales del próximo año

La oposición ha asestado este domingo un duro golpe a la coalición oficialista de la presidenta chilena Michelle Bachelet, con triunfos en las comunas más emblemáticas del país, incluida la capital, Santiago, lo que le allana el camino para recuperar el poder en las elecciones generales del próximo año.

La alianza opositora se impuso con 38,63% de los votos a la coalición oficialista (37,26%), que reúne a socialdemócratas, radicales, comunistas, democratacristianos y socialistas, quedándose con las alcaldías de comunas emblemáticas como Santiago, Providencia, Maipú y Puente Alto, escrutado el 83% de los votos.

"Es el primer paso para recuperar (la casa de gobierno de) La Moneda", ha celebrado el presidente de la ultra conservadora Unión Demócrata Independiente (UDI), Hernán Larraín, uno de los dos partidos de la alianza 'Chile Vamos'.

"Arriba los corazones que vienen tiempos mejores", ha dicho por su parte el expresidente Sebastián Piñera, el más probable candidato único de este sector para las elecciones de noviembre de 2017, celebrando el triunfo en la comuna de Providencia, de la derrotada excandidata presidencial Evelyn Matthei.

El multimillonario empresario, que antecedió a Michelle Bachelet en el cargo, ha postergado una confirmación de su eventual candidatura para marzo del próximo año. Las encuestas los sitúan a él con las mejores opciones de recuperar el poder.

El abogado derechista Felipe Alessandri dio otra de las sorpresas de la jornada, al desbancar a la experimentada dirigente socialdemócrata Carolina Tohá del sillón de la comuna de Santiago.

Su triunfo en la comuna que concentra el poder político del país, le da un mayor impulso a las opciones de Piñera (2010-2014). Del otro lado, la derrota de Tohá representa un durísimo golpe para el oficialismo y en especial para los planes del también expresidente Ricardo Lagos (2000-2006), que aspira a quedarse con la nominación única en el oficialismo.

"No podemos desconocer lo que las urnas nos han dicho", ha señalado Lagos, quien en la semana se había anticipado a los resultados de estos comicios, forzando a Bachelet a hacer un cambio de gabinete al nombrar a uno de sus ministros como jefe de su pre-campaña, que ahora quedó muy debilitada.

En el derrotado oficialismo -que definiría a su único candidato en primarias- también suenan como eventuales candidatos la senadora Isabel Allende -hija del exmandatario Salvador Allende- y el periodista Alejandro Guillier, favorito hasta ahora de los electores, ya que Bachelet no puede optar por ley a la reelección consecutiva.

Unos 14,1 millones de ciudadanos estaban habilitados a votar por alcaldes y concejales de las 346 comunas del país este domingo, en las sextas elecciones locales desde el retorno a la democracia tras la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990).

La jornada se cerró con una abstención que superó el 60%, según datos parciales, en línea con lo que viene ocurriendo en las últimas elecciones en Chile desde la instauración del voto voluntario en 2012.

Los comicios se desarrollaron en completa normalidad pero estuvieron marcados por un fuerte descontento ciudadano tras el estallido en los últimos meses de varios escándalos de corrupción política, incluido uno involucra al hijo mayor de Bachelet y su nuera, investigados por eventual uso de información privilegiada y tráfico de influencia tras cerrar un millonario negocio inmobiliario.

El caso, que estalló en febrero de 2015, derrumbó la popularidad de Bachelet, que había llegado al poder con una altísima popularidad.