Hoy

Obama celebra la «prometedora» designación de Al Abadi en Irak

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama
El presidente de Estados Unidos, Barack Obama / Reuters
  • El mandatario estadounidense ha advertido de que, pese a los bombardeos selectivos de EE UU contra el grupo yihadista del Estado Islámico, "no hay una solución militar estadounidense" a la crisis iraquí

El presidente estadounidense Barack Obama se ha congratulado por la desginación de un nuevo primer ministro en el convulsionado Irak y ha urgido a una transición pacífica del poder en Bagdad.

"Este nuevo liderazgo tiene la difícil tarea de recuperar la confianza de sus ciudadanos gobernando en forma inclusiva y tomando medidas para demostrar su determinación", ha dicho Obama en una declaración de prensa durante sus vacaciones en la isla de Martha's Vineyard, Massachusetts.

Destacando su posición de que no hay "una solución militar estadounidense" para la crisis iraquí, Obama ha calificado la nominación de Abadi para remplazar al controvertido Nuri al-Maliki como "un paso promisorio". "La única solución duradera es que los iraquíes se unan y formen un gobierno inclusivo", ha dicho el mandatario, tras reiteradas críticas de que Maliki gobernó en forma excluyente para favorecer a la mayoría chiita del país.

Maliki consideró la nominación de Abadi, miembro de su partido, como una violación de la Constitución iraquí, realizada con el apoyo de Washington. Pero Obama ha comprometido "el apoyo" a Abadi y lo ha exhortado a "formar un nuevo gabinete lo antes posible". "Exhorto a todos los líderes políticos iraquíes a trabajar pacíficamente para hacer avanzar el proceso político en los próximos días", ha manifestado Obama.