Hoy

Carolina Herrera junto a Michael Smith, el embajador Costos y la modelo Karlie Kloss. :: cordon press
Carolina Herrera junto a Michael Smith, el embajador Costos y la modelo Karlie Kloss. :: cordon press

El último sarao del embajador

  • James Costos rinde homenaje a Carolina Herrera, la reina latina de la moda, poco antes de decir adiós a Madrid

La llegada al poder de Donald Trump amenaza con perturbar el orden mundial... y quizá también la vida social madrileña. El magnate prescindirá de los servicios de James Costos, que en sus tres años como embajador en España ha logrado convertirse en el anfitrión de las fiestas a las que todo Madrid desea ser invitado. Desde que fuera nombrado por Obama a mediados de 2013, él y su marido, el interiorista Michael Smith, han recibido en su residencia oficial a una pléyade de celebridades, desde Harrison Ford o Gwyneth Paltrow, pasando por Anna Wintour, devolviendo algo del glamour perdido a la sede diplomática de la calle Serrano.

La que probablemente haya sido su última fiesta como embajador fue toda una declaración de intenciones. Un homenaje a la reina latina de la moda internacional, Carolina Herrera, para celebrar sus 35 años de trayectoria. 'Los Costos' volvieron a demostrar su talento para mezclar en la lista de invitados a personalidades tan dispares como Jaime de Marichalar o los duques de Feria con la actriz Amaia Salamanca, Enrique Ponce y señora, Vicky Martín Berrocal o la galerista Topacio Fresh. La homenajeada asistió con su marido, Reynaldo, su hija Adriana y su yerno, Miguel Báez 'El Litri'. Pero, sin duda, la invitada estrella fue la supermodelo Karlie Kloss, nueva imagen de la firma, que acudió con vaporoso vestido bicolor.

Todavía es una incógnita quién sustituirá a Costos al frente de la embajada. Podría ser incluso la exmujer del presidente electo, Ivana Trump, que según el 'New York Post' ya se ha postulado como diplomática en potencia. Aunque, si le dan a elegir, ella prefiere la República Checa.