Para enterrar en Burguillos hay que ser murciano

Imagen del camposanto de Burguillos del Cerro. :: hoy/
Imagen del camposanto de Burguillos del Cerro. :: hoy

El Ayuntamiento rectifica dos veces las bases de la oposición de sepulturero porque pedía conocer la ley de esa región

Celestino J. Vinagre
CELESTINO J. VINAGRE

Conocer el Estatuto de Autonomía de Murcia y las normas de sanidad mortuoria que rigen en ese territorio es entendible para optar a una plaza de funcionario como enterrador-sepulturero si la oposición se celebra allí. Más sorprendente resulta ver cómo en Burguillos del Cerro (3.200 vecinos, comarca de Zafra) esos dos temas aparecían en la convocatoria de empleo sacada por su ayuntamiento hace poco más de un mes. Dos temas posibles de legislación murciana sobre lo que el tribunal podía preguntar según la convocatoria elaborada y publicada en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP). El Ayuntamiento de Burguillos se ha visto obligado a rectificar las bases de la convocatoria y lo ha hecho además por partida doble.

El puesto de sepulturero en esa localidad se ha ido cubriendo con contratos temporales, a través de diferentes planes de empleo, desde hace una década. El antiguo enterrador, funcionario de la plantilla municipal, se jubiló y la plaza seguía vacante desde entonces. El Gobierno local (Despierta Burguillos, PP y Extremeños) que encabeza Manuel Lima decidió que había que acabar en esta legislatura con la temporalidad en esa labor.

Por eso ha sacado una convocatoria pública que ha tenido que ser corregida dos veces en menos de un mes por contener errores. La primera modificación apareció en el BOP el 7 de mayo; la segunda, el pasado jueves. La justificación a esa doble corrección es la inclusión en la convocatoria de legislación específica de Murcia entre el temario por el que se podía preguntar en el examen.

Manuel Lima, alcalde: «El error lo asumo yo, no busquen otros responsables»

¿Por qué normativa murciana para aspirar a ser sepulturero en Burguillos? Es sencillo de explicar. En esa localidad a medio camino entre Zafra y Jerez se han seguido literalmente las bases establecidas por el Ayuntamiento de Jumilla. En noviembre ese municipio de 25.000 habitantes del noreste de Murcia sacó a concurso una plaza de enterrador.

Aunque hay una temática general para la oposición que es común para aspirantes residentes en cualquier parte de España, también se incluye una parte específica de posibles temas que está vinculada a la comunidad autónoma en la que se oferta ese empleo público.

Por este motivo si el concurso que se saca es para cubrir plazas en Extremadura lo que manda es conocer el Estatuto de Autonomía extremeño y, en el caso concreto que nos ocupa, la normativa propia regional en sanidad mortuoria. Pero la Administración local burguillana no tuvo inicialmente en cuenta esa evidencia. Mandó al Boletín de la Provincia las bases exactas del proceso selectivo de Jumilla sin cambiar una coma.

«La convocatoria de la plaza se ha hecho como se tiene que hacer para un puesto de funcionario pero es evidente que nos hemos equivocado en dos aspectos que aparecen en las bases publicadas», admite el alcalde, Manuel Lima, a este periódico. «Tan evidente como que el daño por ese error ha sido mínimo porque se ha solventado muy pronto», agrega.

«A asumo personalmente el error en la convocatoria. No hay que buscar más responsables por este asunto», se disculpa el primer edil, y asegura que ya, «con seguridad, no hay más errores, no hay más cosas que cambiar» de las bases.

Desde la oposición se incide en que el equipo de gobierno «tenía la obligación y la responsabilidad de haberse leído las bases, y con más ahínco si cabe, ya que se trata de la creación de un puesto de funcionario. Pero no ha sido así. Hemos tenido que pedir la modificación de las bases», indica el PSOE local en redes sociales.

«Las bases son un claro copia y pega. Además de seguir pidiendo que las anulen y convoquen un nuevo proceso selectivo les pedimos un mínimo de transparencia», enfatizan los socialistas burguillanos.

«No es necesario volver a sacar un nuevo proceso y anular este. Se han subsanado los errores en poco tiempo y tampoco esto va a suponer retraso importantes para resolver la oposición», replica el regidor. Recuerda Manuel Lima que el próximo miércoles se cierra el plazo para que los aspirantes a sepulturero presenten sus solicitudes. Hasta el miércoles pasado solo se había presentado solo dos solicitudes a este puesto de funcionario. Las dos de ciudadanos de Burguillos del Cerro.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos