Hoy

74 personas por el programa de acogida; solo 16 son sirios

La tremenda crisis humanitaria propiciada por la guerra en Siria empujó hace dos años a la Unión Europea y a sus Estados miembros a comprometerse a acoger a decenas de personas desplazadas a países como Grecia o Turquía. En 2015, el Gobierno pidió a las comunidades autónomas que comunicasen los recursos de los que disponían para estimar el número de desplazados que podían recibir.

Desde esa fecha y hasta ahora, son 74 los extranjeros que han llegado a nuestra región en régimen de acogida humanitaria. Todos lo hicieron a partir de 2016 (el primero, el 21 de enero) y todos a través del trabajo de distintas oenegés y, este es un detalle importante, muy pocos procedentes del gran foco de conflicto sirio.

De hecho, según datos actualizados ofrecidos por la Consejería de Sanidad y Políticas Sociales, solo 16 de esas 74 personas son de nacionalidad siria. Once de esos dieciséis ciudadanos sirios están viviendo en Cáceres y los cinco restantes lo hacen en Nalvalmoral de la Mata. La oenegé Accem es la entidad que se encarga de su acogida en su mayor número aunque no es la única.

Accem también asume la atención a personas procedentes de Marruecos, Costa de Marfil, Palestina y Guinea Conakry.

Otra organización no gubernamental, Fundación Cepaim, se encarga de personas procedentes de Siria y de otros puntos del mundo.

En lo que llevamos de 2017 solo han llegado a la región 13 personas, igualmente repartidas entre la capital cacereña y el municipio de Campo Arañuelo.