Hoy

Acorex venderá su fábrica de piensos por 4,5 millones para reducir su deuda

Acorex venderá su fábrica de piensos por 4,5 millones para reducir su deuda
  • Tiene una plantilla de 19 personas y su nuevo dueño a partir de enero será Núter Feed, en manos de una multinacional holandesa

El grupo Acorex, en concurso de acreedores y que persigue un acuerdo para su continuidad, encuentra comprador para su fábrica de piensos. La instalación, ubicada en La Garrovilla, al lado de Mérida, es el principal activo que le queda al grupo cooperativo tras vender Acosierra (porcino), Fercoex (fertilizantes) y Tomcoex (tomate). Salvo contratiempo final, la fábrica de piensos irá a manos de la gallega Núter Feed, el segundo mayor comercializador de piensos en el mercado ibérico y que ya cuenta con un molino en Llerena. Núter fue a su vez comprada hace un año por la multinacional holandesa Royal de Heus.

En el juzgado de lo Mercantil de Badajoz, Núter/De Heus han presentado una oferta formal de compra que asciende a 4,5 millones de euros, incluidas existencias. La oferta debe ser validada, y si no aparecen obstáculos la compra se hará efectiva a partir del próximo enero.

Con su venta, Acorex logra vender una instalación apetecible para el sector, con demanda incluso en los peores momentos de la crisis del grupo y que cuenta con una plantilla de 19 trabajadores. Por ella se han escuchado una veintena de propuestas de compra. El dinero obtenido servirá para que el grupo agroalimentario pueda rebajar apreciablemente su pasivo (61,3 millones). Sus activos (bienes) se valoran en 27,2. 

La planta de fabricación de alimentos para animales empezó a funcionar en La Garrovilla en octubre de 2004. Costó 6,5 millones y su capacidad máxima de producción es de 7.500 toneladas al mes (en 2012, ya con buena actividad, comercializó 120.000 toneladas). En su día se resaltó su tecnología, la cualificación de su mano de obra y su eficiencia energética. Se sustentaba en un sistema de producción vertical desde una torre de 50 metros de altura.

El grupo holandés de alimentación animal Royal de Heus será su dueño. Hace un año adquirió Núter Feed, importante fabricante de piensos compuestos en España. Con sede central en La Coruña, tiene diez fábricas en España, entre ellas la mencionada de Llerena. Según sus datos, facturó 212,3 millones en 2014 y dio trabajo a 330 personas. También cuenta con una empresa filial en Portugal, Saprogal, con dos factorías allí. Núter, propietario de las marcas ‘Biona’, ‘Pasaranda’ y ‘Formax’, comercializa al año un millón de toneladas de piensos.

Liquidación o alquiler

Con la venta de la fábrica de piensos, Acorex culmina prácticamente el proceso de enajenación de sus empresas o la de sus acciones en empresas participadas. Eran las más rentables, y por tanto las más fáciles de vender, como la tomatera Tomcoex, adquirida por Cazorla y Conesa. El lunes se firmó en el juzgado la venta oficial a esas dos empresas de lo que hasta ahora tenía Acorex de las acciones (un 70%) en la industria.

Mucho antes el grupo se desprendió de la industria porcina Acosierra, radicada en Granja de Torrehermosa, o de Fercoex, la planta de fertilizantes de Talavera la Real.

En otros casos, ha optado por no presentar propuesta de convenio para cerrar definitivamente la trayectoria de algunas de sus empresas. Ese es el caso de Cepa, que llegó a tener una plantilla de diez personas, la comercializadora y distribuidora de Acorex para el producto terminado con la marca Guadiala. El Boletín Oficial del Registro Mercantil ya ha publicado que inicia su proceso de liquidación.

Próximamente eso pasará también con Extremeña de Abonos Líquidos, pegada a la fábrica de piensos de La Garrovilla. Tuvo nueve empleados. Se centró en la producción de fertilizantes líquidos con destino sobre todo a las producciones de tomate y también para los frutales.

En cambio, en otros casos, Acorex ha optado por arrendar sus negocios o continuar gestionándolos como ocurre con la granja de cerdos situada en Pueblonuevo del Guadiana.

Temas