Hoy

El PP acusa al PSOE de no estar cumpliendo las cuentas de este año

  • Los socialistas consideran que están siendo fieles a los compromisos adquiridos al inicio de la legislatura respecto a los Presupuestos de la región

El secretario general del PP de Extremadura, Fernando Manzano, dijo ayer que tendrán tremendas dificultades para negociar con el Gobierno regional los Presupuestos para 2017 si no cumple los compromisos que en su día aceptó para contar con la abstención popular para las cuentas de este año. Manzano ofreció una rueda de prensa en Mérida para dar cuenta de los acuerdos adoptados en la última reunión del Comité Regional de Dirección de su partido.

Según el dirigente popular, en esta cuestión el presidente extremeño, Guillermo Fernández Vara, «es un bienqueda que defrauda» al PP ya que, subrayó, a pesar de contar con su abstención para las cuentas de este año, se han modificado partidas presupuestarias.

Señaló que lo establecido en los Presupuestos de este año eran compromisos, «unos compromisos que se tienen que cumplir y que, en el caso contrario, el PP tendrá tremendas dificultades» para escuchar las propuestas del Ejecutivo regional de cara a los del próximo.

Manzano puntualizó que tienen la intención de negociar pero que la actitud de Fernández Vara es contraria a un proceso de entendimiento. También aseveró que, debido a la inacción del Gobierno regional, «el motor económico de la región se está parando» en cuestiones como la creación de empresas y la producción industrial.

Por otro lado, Manzano informó de que el PP extremeño celebrará el próximo jueves en Almendralejo una reunión de su Interparlamentaria en la que los diputados regionales y los que tiene en el Congreso de los Diputados, así como senadores y representantes municipales, debatirán sobre la labor de las instituciones públicas. Se trata, resaltó Manzano, de dar soluciones a los problemas de los ciudadanos.

Por su parte, el PSOE de Extremadura valoró que el presidente de la Junta, Guillermo Fernández Vara, está cumpliendo los compromisos que adquirió al inicio de la legislatura de cuadrar las cuentas de la región «sin descuadrar la vida de la gente».

Pago a proveedores

De esta forma se pronunció el portavoz del PSOE de Extremadura, Miguel Ángel Morales, en una rueda de prensa que ofreció ayer en Mérida, y en la que recordó que la Junta de Extremadura ya cumple con el periodo medio de pago a proveedores, que «es la mejor señal para apoyar a la empresa privada y mantener el empleo».

En su intervención, Morales señaló que «el tiempo va dando y quitando razones», y los datos ponen de manifiesto que en la actualidad la Junta «está cumpliendo los compromisos económicos con el Estado y con Extremadura, con España y con los extremeños».

Morales aseveró que el anterior gobierno del PP presidido por José Antonio Monago «se estuvo financiando con cargos a los proveedores, a los trabajadores y a pensionistas, ya que dejó casi 70.000 facturas pendientes de pago.

En ese sentido, el portavoz del PSOE extremeño aseveró que Monago «dejó una deuda descontrolada, un déficit disparado y un incumplimiento de pago a proveedores», una situación que el PSOE y la Junta de Extremadura están «solventando poco a poco».