http://static.hoy.es/www/menu/img/emprende-desktop.jpg

El cine como recurso educativo

El cine como recurso educativo

El Espacio Coworking de Don Benito acoge Aulafilm, un proyecto empresarial que pone al servicio de los centros docentes y de los profesores un catálogo de películas para ser utilizadas en las aulas

J. M. M.

Promover el cine en la enseñanza. Este es el objetivo que plantea Aulafilm, una plataforma digital destinada de manera exclusiva a los centros educativos y a sus profesores que está dotada con un amplio catálogo de películas.

El proyecto empresarial, que actualmente participa en el Espacio Coworking de la Escuela Oficial Industrial (EOI) en Don Benito, “nace de la necesidad detectada de crear nuevos públicos para el cine como arte y como cultura, de la convicción de que el cine es un lenguaje que los jóvenes necesitan aprender en un mundo irreversiblemente audiovisual, donde la comunicación es una competencia clave a desarrollar, y de que se trata de una herramienta pedagógica de gran poder”, según Nuria Díaz Velarde, socia de Las Espigadoras, la agencia de gestión cultural que hay detrás de esta idea de negocio.

"Ofrecemos un centenar de películas especialmente seleccionadas por su valor cultural y pedagógico, con una clara predominancia de cine europeo y español"

"Ofrecemos un centenar de películas especialmente seleccionadas por su valor cultural y pedagógico, con una clara predominancia de cine europeo y español" Nuria Díaz Velarde

De esta forma, Aulafilm pretende facilitar a los docentes de cualquier etapa educativa, desde Educación Infantil hasta la Universidad, un potente recurso educativo como es el cine. “Ofrecemos un centenar de películas especialmente seleccionadas por su valor cultural y pedagógico, con una clara predominancia de cine europeo y español”, comenta Díaz. Para poder sumar ese número de cintas se ha contado con la implicación y complicidad de las importantes distribuidoras. “El catálogo estará en constante y cuidadosa ampliación”, añade la responsable de desarrollo y marketing estratégico.

Junto a las películas, la plataforma ofrece propuestas pedagógicas que pueden ser utilizadas por los usuarios de la misma. “Algunos de estos contenidos han sido elaborados por organizaciones de referencia en alfabetización audiovisual en España y otros son nuevos y elaborados por el equipo de Aulafilm”, expone Díaz. Así, los profesores tienen la opción de utilizar en sus clases todo el material disponible en la herramienta y hacerlo de una manera legal.

Por otro lado, desde Aulafilm también se busca “involucrar a los centros de formación del profesorado y cooperar con ellos, a la hora de profundizar en el lenguaje cinematográfico y crear con ellos nuevas líneas de trabajo”, informa Díaz, añadiendo que en Extremadura ya colaboran con el CPR del área de Don Benito-Villanueva de la Serena.

Otra de las líneas de este proyecto emprendedor es la posibilidad de mostrar a los alumnos películas imprescindibles. Los docentes tiene la opción de solicitar la proyección de una cinta del catálogo en una sala de cine en la fecha y horario más conveniente para los estudiantes.

Apoyo

Desde el mes de octubre, esta idea de negocio participa en el Espacio Coworking de la EOI, un periodo de tiempo que Díaz valora de manera muy positiva. Las responsables de Aulafilm decidieron inscribirse en el programa con la intención de aprovechar la oportunidad “para seguir trabajando en la mejora de nuestro proyecto de la mano de grandes especialistas que la EOI pone a disposición de emprendedoras como nosotras”, en palabras de Díaz, que considera que la experiencia hasta el momento les ha demostrado que constituía una opción “que no podíamos dejar pasar, porque nos permite mejorar y dar a conocer el proyecto”.

Y es que el pasado 11 de diciembre Aulafilm se presentó a nivel nacional en un acto público de realizado en la Academia de Cine de Madrid. A este punto se llegó tras cinco años de trabajo. En este tiempo, el equipo implicado en el negocio ha efectuado tareas “de investigación, diseño y desarrollo tecnológico de la plataforma, selección y negociación de contenidos y validación del conjunto con más de 700 alumnos en centros educativos de Extremadura y Madrid”. Ahora, los objetivos de futuro del equipo de emprendedoras “pasan por ofrecer la plataforma al mayor número de centros educativos y comunidades autónomas posibles”, concluye la responsable de desarrollo y marketing estratégico de Las Espigadoras.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos