Rivera advierte al PP de que Arrimadas no es «una artimaña jurídica»

El presidente de Ciudadanos e Inés Arrimadas durante la Ejecutiva que se celebró el viernes pasado en Toledo. /Efe
El presidente de Ciudadanos e Inés Arrimadas durante la Ejecutiva que se celebró el viernes pasado en Toledo. / Efe

María Eugenia Alonso
MARÍA EUGENIA ALONSOMadrid

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, ha advertido este miércoles de que Inés Arrimadas no es "un cartucho" que se pueda disparar a modo de "artimaña jurídica" para presentarse a una investidura en el Parlamento catalán sin opciones de ser elegida y con la única finalidad de hacer correr los plazos legales para otras elecciones autonómicas. "Quien ha ganado las elecciones no es un cartucho ni una artimaña jurídica", ha insistido.

Se trata de un claro mensaje al PP, que sigue presionando para que la líder de Ciudadanos en Cataluña presente candidatura a la Presidencia de la Generalitat pese a que "los números no dan", como ha recordado Rivera en una entrevista en la Cope ni siquiera "sobre el papel", como sí ocurría en la legislatura anterior cuando Mariano Rajoy declinó la posibilidad de someterse a esa sesión a pesar de que existía una opción posible. "La candidata tiene que tener mínimamente opciones aritméticas de presentarse", ha subrayado el dirigente liberal, que ha aprovechado para reclamar al PP y el PSOE que dejen a un lado su "inmovilismo" y acepten una reforma de la Ley Electoral.

La única solución, ha insistido Rivera, es que "Cataluña se ponga en marcha" y los nacionalistas formen un gobierno que al menos respete la ley, asumiendo que Carles Puigdemont "no va a volver y que nunca va a ser presidente". Sin embargo, su sensación es que "son muy cobardes" y no se atreven a decíserlo a sus votantes. "A ellos les toca perderle el miedo", ha remachado.

Carga contra Zoido

El líder centrista ha cuestionado el dispositivo de los Mossos que ayer se desplegó en torno a la Cámara catalana y que no evitó que los manifestantes congregados desbordasen el cordón policial, obligando a los diputados de Ciudadanos a abandonar el hemiciclo escoltados. "No puedo entender que mil personas pongan en jaque al Parlament, rompiendo candados, saltando las puertas y pisoteando el Estado de Derecho mientras los Mossos no hacían nada", ha criticado.

Para Rivera este dispositivo era responsabilidad del ministro de Interior, Juan Ignacio Zoido. "No fue bueno, y ya es la tercera vez", ha recordado tras el del referéndum del 1 de octubre y el de la huelga del 8 de noviembre, que acabó con cortes de carreteras en Cataluña.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos