La Asociación Achikitú de Don Benito recibe el premio de 'La Gran Cadena' de Ecovidrio

Entrega del premio en el Ayuntamiento de Don Benito. :: e. d./
Entrega del premio en el Ayuntamiento de Don Benito. :: e. d.

Es una iniciativa para concienciar al sector hostelero sobre el reciclaje de vidrio

ESTRELLA DOMEQUE

La Asociación Juvenil Achikitú ha recibido el premio de la campaña 'La Gran Cadena' de Ecovidrio en Extremadura. Una iniciativa que nació a nivel nacional de la mano de los hermanos Roca, que consiste en hacer una gran cadena de reciclaje entre los hosteleros y que Ecovidrio decidió aprovechar para hacer una campaña más específica en Extremadura.

No obstante, la hostelería es un sector clave para el reciclaje y la protección del medioambiente, pues genera el casi el 50 por ciento de los residuos de envases de vidrio de un solo uso. Por este motivo, Ecovidrio lanzó 'La Gran Cadena', una iniciativa para concienciar, sumar y movilizar en el reciclado de vidrio al sector hostelero.

En el caso de Extremadura se propuso crear un reto a las asociaciones de jóvenes, a nivel autonómico, y que fueran ellos los promotores de la campaña, visitando y convenciendo ellos a los establecimientos hosteleros de la importancia del reciclaje de los envases de vidrio. Aquella asociación juvenil que más altas diera en su municipio sería la ganadora de un premio de 2.000 euros, mientras que los hosteleros recibían un mini iglú por participar en esta cadena.

Los ganadores fueron los integrantes de la Asociación Achikitú, de Don Benito, y el premio lo destinarán a dotar de material informático la asociación, entre otros proyectos. «Sin vuestra ayuda esto sería inviable, los jóvenes sois los recicladores del presente y también del futuro, por eso es muy importante que adquiráis valores de conservación y cuidado de la naturaleza», explicó Coral Marcos-Rojas, gerente de Zona de Ecovidrio.

Además, la portavoz de Ecovidrio dio a conocer que en 2016, en Don Benito se reciclaron 6,7 kilos de vidrio por habitante al año, «es un dato que tenemos que seguir mejorando». De hecho, está lejos de la media, que en el caso de Extremadura es de 7,2 kilos por habitante al año, mientras que la media nacional es de 16,2, según los datos de 2016.

Asimismo, Marcos-Rojas aseguró que por cada tres envases de vidrio que se recicla se ahorra un kilo de materia prima o la energía suficiente para cargar un teléfono móvil durante un año entero, además de evitar que un kilo de CO2 se emita a la atmósfera. «Por eso es importante que transmitamos a la ciudadanía que colaboren y sobre todo a la hostelería», concluyó.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos