Hoy

fórmula 1

Alonso: «Ya pienso en 2017»

Alonso, en Abu Dabi.
Alonso, en Abu Dabi. / EFE
  • «Queremos ganar el Mundial, y queda mucho hasta que podamos hacer eso», reconoce el asturiano, que seguirá en la F1 si el McLaren es competitivo

Fernando Alonso cerró con una anodina carrera en Abu Dabi su actuación esta temporada. El asturiano consumó el objetivo de acabar entre los diez primeros del campeonato, tras finalizar décimo, pero la sensación de hartazgo que le ha dejado este año se expresa en una frase: «Ya pienso en 2017».

«Ha sido una temporada positiva. Hemos progresado mucho con respecto a 2015, pero queremos ganar el Mundial, y queda mucho hasta que podamos hacer eso. Nos queda un invierno largo por delante y haremos un gran esfuerzo para llegar a Australia con un paquete más competitivo», afirmó el español.

La sensación general en McLaren no fue del todo buena, por el abandono de Jenson Button en su última carrera. «Es una pena que la última carrera de Jenson haya terminado antes de tiempo, pero él seguirá con nosotros el año que viene, y será un gran activo para nosotros en su nuevo rol», dijo el asturiano, que felicitó a un Rosberg al que ya le tocaba. «Ha tenido una gran temporada y se ha merecido el campeonato. Siempre ha creído en sus posibilidades y ha gestionado su ventaja perfectamente. Tanto él como Lewis han hecho un gran trabajo, pero este año le ha tocado a Nico, ¡Lewis ya tiene tres títulos!», bromeó.

En los próximos meses, Alonso tendrá mucho sobre lo que reflexionar. Si el McLaren MP4-32 es competitivo y se adapta bien a las nuevas normas, seguirá. Si no, el Mundial de Resistencia está en el horizonte.

Decepción final para Sainz

Por su parte, Carlos Sainz no pudo completar la carrera de Abu Dabi por culpa de Jolyon Palmer, de Renault. El británico le golpeó, le rompió la caja de cambios y le forzó a retirarse. «Palmer ya lleva dos carreras dando a un Toro Rosso por detrás», criticó el madrileño.

En cuanto a la campaña 2016 en general, para Sainz ha sido «un año muy bueno», aunque no es muy de poner notas. «La F1 no para nunca y el año que viene los coches serán más físicos y habrá que tener una buena preparación. El equipo ha dado un paso adelante respecto a 2015, así que espero que el año que viene consigamos un coche un poco más competitivo. Nos ha faltado mucha evolución por culpa del motor y creo que el año que viene tendremos la oportunidad de mejorar», zanjó al respecto de su segunda temporada en la Fórmula 1.

Lo mejor que le puede pasar a Sainz es que llegue la temporada 2017, en la que tendrá que demostrar que está listo para dar el salto a un equipo grande, y salir de canterano de Red Bull.