Hoy

Loida Zabala, a siete kilos de la medalla

La haltera de Losar de la Vera Loida Zabala, durante su participación ayer en los Juegos Paralímpicos de Río. :: comité paralímpico español
La haltera de Losar de la Vera Loida Zabala, durante su participación ayer en los Juegos Paralímpicos de Río. :: comité paralímpico español
  • La haltera extremeña logra diploma olímpico pero cuestiona la decisión de los jueces de sancionar con nulos sus intentos hacia la presea

Siete kilogramos pueden ser una losa muy pesada aunque existan hasta bebés que los alcanzan. Una cifra, el siete, que Loida Zabala siempre recordará cuando regrese de Río de Janeiro, su tercer asalto olímpico que terminó frustrado al quedarse en el diploma con el quinto puesto. La haltera de Losar de la Vera, única española en competir a este nivel, acabó la prueba con una mezcla de decepción y rabia pues entiende que los jueces no fueron justos con ella. Decretaron dos nulos en sus dos últimos intentos de alcanzar el podio con los que discrepa ampliamente, especialmente con uno de ellos. Zabala llegó hasta los 95 kilos, insuficientes ante el bronce de la vietnamita Phuong Dang, que levantó 102. No dio más de sí porque fue castigada en sus ataques a los 102 y 103 kilos.

Inalcanzables resultaron, como se preveía, la ucraniana Lidia Soloviova y sus 107 para el primer cajón de la halterofilia o los 104 de la egipcia Rehab Ahmed, la que se presumía rival de la extremeña por el bronce, el verdadero objetivo de Loida. La de las pirámides conquistó la plata. No pudo ser, pese a que acudía a Río de Janeiro con la intención de seguir una escalada que comenzó en Pekín con el séptimo lugar y que continuó en Londres 2012 con el quinto que este sábado ha repetido.

Comenzó bien la tarde para ella con un primer intento de 95 que apenas le sirvió para calentar motores. Para atrapar la presea sus prestaciones debían estar entre los 102 y 105, en pugna con la representante vietnamienta y con la china Shanshan Shi, que finalizaría cuarta con 100 justos. Pero a partir de la segunda acometida todo se torció para la campeona de España en la última década. Sus asaltos a los 102 y 103 no tuvieron la aprobación de los jueces para su desolación. Su entorno se mostraba ayer muy molesto con lo ocurrido, aunque un diploma olímpico no es cualquier cosa y Zabala es de las que no se rinden.

Juan Bautista, por metal

Otro de los extremeños en liza, el jugador de tenis de mesa Juan Bautista Pérez, está efectuando unos Juegos de Río excepcionales. Después de pasar como segundo la fase de grupos, en la tarde del sábado el almendralejense-leonés conocía su rival en cuartos -al que debía enfrentarse cerca de la una de la madrugada- peleando así por acceder a la última lucha por el podio. Ese escollo es asiático y lleva por nombre Zhao Yiqing. Se trata de la primera participación en unos Juegos Paralímpicos del palista extremeño.

Isabel Yinghua, sin final

Mientras, Isabel Yinghua Hernández vio cómo se le escapaba otra final. Esta vez fueron los 100 metros espalda, en los que la nadadora emeritense finalizó en la posición número 13 sin poder clasificarse para la lucha por los metales. El gran momento de Isabel puede llegar mañana lunes, cuando se lance al agua en busca de podio en su prueba preferida, los 100 metros mariposa. Invirtió un tiempo de 1:15.95 para ser séptima de su serie en la categoría S10.