Hoy

más deporte

«Correr es sólo el hilo conductor para superar un problema»

Carlos de Moreno entrenando en el Teatro Romano de Mérida. :: BRÍGIDO
Carlos de Moreno entrenando en el Teatro Romano de Mérida. :: BRÍGIDO
  • El mediático runner extremeño, Carlos de Moreno, inicia su colaboración con HOY.es a través de un blog para animar a los lectores a calzarse las zapatillas

Con 42.386 seguidores en Twitter y tantos miles de amigos en Facebook, el corredor Carlos de Moreno (Cáceres, 1982) es el séptimo corredor más influyente de España según un portal de Internet especialista en marketing de contenidos. Atleta popular desde el año 2004, este deportista afincado en Mérida trabaja como autónomo en medios audiovisuales, entrena cinco días a la semana, compite los domingos y aún tiene tiempo para volcar en su blog lo que siente cuando corre, ya que para él la emoción va por delante de la técnica. Este domingo participó en la prueba de 10.000 metros del Maratón de Valencia.

Más información

¿Cuándo comienza su pasión por el running?

Correr va con las personas. Yo era ciclista, competía a nivel regional y nacional y las pretemporadas las preparaba corriendo. Siempre me ha gustado y participaba en carreras a pie. Cuando empecé a trabajar dejé de salir en bicicleta porque no tenía tanto tiempo. Me di cuenta de que corriendo una hora o media tenía unas sensaciones que eran buenas respecto a la bicicleta que a lo mejor necesitaba dos horas. Así es como empecé.

¿Cuántos días entrena a la semana?

Cinco días. Lunes descanso o voy al gimnasio que para mí es como si fuera descanso, hago musculación o abdominales. Martes una tiradita larga de 15 kilómetros. Miércoles, depende de lo cansado que esté, gimnasio o corro 10 kilómetros. Jueves rodaje suave de 8 kilómetros. Viernes descanso, sábado un poco de activación, 7 ó 8 kilómetors con series y domingo día de carrera.

¿Cómo organiza su calendario de competiciones?

No tengo grandes objetivos. Disfruto mucho las carreras y me gusta competir. No me marco un objetivo a largo plazo ni pienso que en tres meses voy a participar en un campeonato ni me tiro tres meses preparándome una carrera en concreto. Los lunes miro las carreras que hay esa semana, busco cerca y me inscribo. Durante la temporada 2015 he participado en 36 carreras, con cuatro victorias y 23 podiums.

¿Cuál es su prueba favorita?

Estoy intentado correr distancias cortas, 5.000 y 10.000 metros o como mucho media maratón. Más que la distancia, lo que no me gusta es sufrir más de hora y media, lo paso francamente mal. La gente que es capaz de competir ocho horas o de hacer esas barbaridades de Ironman, ultras..., alucino con ellos. Yo no soy de esos. Cómo dice Gómez Noya, «no se sufre más cuanto más distancia corres sino cuanto más rápido vas». Y eso es verdad. De momento, me estoy viendo rápido en pruebas de 10 o 20 kilómetros. Supongo que más adelante cuando vaya sumando años y experiencia me acercaré a pruebas de más larga distancia.

Carlos de Moreno muestra en una tablet la portada de su blog

Carlos de Moreno muestra en una tablet la portada de su blog / Brígido Fernández

¿Cuál es su mejor marca?

-Corrí la última media maratón en Dos Hermanas, Sevilla, en una 1 hora y 19 minutos, que está bien, bajé un minuto de mi tiempo. Fue una prueba dura. Pero yo sé que puedo bajar mucho. Hablando como corredor, sé dónde estoy pero no sé hasta donde puedo llegar, cada vez corro mejor. Tengo la curiosidad de saber qué ritmo soy capaz de mantener.

¿Se plantea algún reto deportivo a corto plazo?

Sueño con ser rápido en distancias cortas. Conseguir medias cerca de tres y pico el kilómetro. Los buenos en 5.000 metros van por debajo de los tres minutos. Eso me parece impresionante.

¿Cómo ve el panorama de carreras en Extremadura?

Hay muchísimas carreras y afición, muy buen ambiente. Hay que saber disfrutarlas, ir a pasárselo bien pero también hay que organizarlas bien. Las carreras son un negocio para el que las organiza y hay que tener un poco de vista y ser consecuente. No hay que subirse a la parra con las inscripciones como está pasando por ahí.

¿Cuándo decidió abrir su blog?

Cuando termino de correr tengo unas sensaciones que me gusta contar a la gente. Fue eso lo que me llevó a escribir y empezar con el blog para ordenar ideas y compartirlo.

Correr está de moda y con ella hay un boom de corredores blogueros que hablan sobre el tema. ¿En qué se va a diferenciar su blog en HOY.es de los demás?

Blogs hay muchos y con mucha información, sobre todo, aspectos técnicos. El mío va de las emociones y de lo que se siente. A la gente que lo lea no sólo le va a ayudar a entrenar y competir, van a sentir además que no estoy hablando de correr, hablo de cómo superar dificultades. Explico cómo superar una carrera, pero estoy hablando de cómo enfrentarse a un problema que se te presente. Correr es sólo el hilo conductor de esa superación para contarlo. Mi blog va de emociones más que de consejos técnicos.

¿Con qué periodicidad va a escribir?

Un artículo a la semana.

Además de emociones, ¿tratará algún tema en concreto?

Quiero hablar de todo. Tengo uno en mente: superficies para correr. Otro muy interesante puede ser 'Cosas que nunca te dirá tu entrenador'. Y una de ellas es, «no busques un entrenador». Hay gente que sale a correr dos días y en seguida busca a alguien para que le entrene. No se trata de eso.

Ha decidido llamar a su espacio 'El blog de Carlos de Moreno'.

Le he puesto mi nombre porque tengo muchos seguidores en las redes sociales, la gente me conoce así. El domingo pasado estuve corriendo en Sevilla y me paraban, me animaban, decían que me conocían de los vídeos que cuelgo. Creo que se me está identificando con correr. También le he puesto mi nombre para diferenciarlo de mi otro blog. En 'Notas para correr' vuelco mis vídeos con los entrenamientos, mientras que lo que escribo es sólo para HOY.es.

Además de runner, ha sabido vender bastante bien su imagen personal...

(Risas) La verdad es que no sé venderme muy bien. En mi perfil de Twitter cuento que le han dado un premio a mi blog deportivo, pero no tiene importancia. No es más que una anécdota, igual que tener la segunda cuenta deportiva extremeña más seguida después la de José Manuel Calderón. Me llamaron de un portal para decirme que habían elaborado una lista de los corredores más influyentes y ocupo el séptimo lugar. Por delante hay cuatro chicas que tienen mucho tirón y por detrás hay triatletas importantes como Iván Raña. No significa nada, pero hace ilusión. Está bien. Eso sí, igual que tienes muchos seguidores, también tienes muchas críticas. Hay de todo. Los números de seguidores en las redes sociales no significan nada, pero es verdad que son los que me van a ayudar a que una marca se interese en mí para patrocinarme. Y a algunas carreras también es verdad que me invitan.

¿Cree que empezar a correr es como apuntarse al gimnasio, que hay gente que empieza con muchas ganas pero que se cansa rápido?

Sí, claro. En mi blog escribo un post sobre cómo eliminar la pereza. Es curioso ver a gente que va al gimnasio en coche, coge el ascensor y se montan en la bicicleta. O los que entran en el gimnasio andando a un paso bastante ligero, se suben a la cinta y ponen un ritmo más lento a como han entrado. Es incoherente. Ponte en la cinta y dale vidilla. El hábito es importante. Sin marcarte muchas pretensiones al principio, hay que intentar formar el hábito del ejercicio porque el deporte es una cosa global. No es cuestión de ponerse a correr dos semanas porque quieres perder peso. Hay que incluir el deporte en nuestra vida y cogerle gusto al ejercicio.

¿Qué le diría a alguien que nunca se ha atrevido a calzarse las zapatillas?

Yo conocí a Andrés que tiene 79 años, es de Guareña y corre maratones. Cada vez que le llamo me responde al teléfono con una alegría..., rebosa vitalidad. Cuando le veo lo comparo con otras personas de su edad y está estupendo y es una persona súper vital. Y correr tiene mucho que ver con eso. Quiero conseguir que la gente diga «Vamos a movernos un poco, vamos a hacer un poco deporte, a ver qué tal». Vale que es un boom y es fácil hablar de ello, pero porque esté de moda no vamos a dejar de hacerlo, ¿no? El objetivo es que la gente pruebe, se calce las zapatillas, les entre el gusanillo de correr y disfruten.