TERCERA

El Cacereño ultima la inminente salida del técnico Luis Américo Scatolaro

J. CEPEDA

Apenas dos meses y medio después de hacerse con las riendas del Cacereño, Luis Américo Scatolaro puede estar viviendo sus últimas horas como entrenador oficioso del equipo verde. Las quejas formales del colegio de entrenadores por la dupla técnica formada por el entrenador oficial -Ximo Mas Davó- y el propio Scatolaro, que figura como encargado de material a efectos federativos, pueden haber precipitado tal decisión para evitar una multa al decano del fútbol extremeño. Una situación límite que avanzó ayer por la tarde Canal Extremadura Radio.

Aunque la decisión se hará pública a lo largo de hoy, el preparador argentino mostraba ayer a este diario su malestar, pero sin dar nombres: «Si hay algunos con mala leche que no soportan que cada uno saque las cosas adelante con su trabajo, no es mi problema. La frustración y el trauma serán de ellos. En lugar de preocuparse por sus problemas, intentan crearlos en la casa del vecino. O a lo mejor estarán esperando que si me voy ellos volverán. Y puedo asegurar que no lo harán».

Tanto Scatolaro como el gerente Luis Puebla niegan que la inminente salida del míster sea motivada por problemas relacionados con el visado: «Los papeles de inmigración están en regla porque sabíamos la situación antes de llegar». La salida de Scatolaro no afectará a la composición del resto del cuerpo técnico, quedándose Ximo Mas como primer espada. Una vez se anuncie la desvinculación, está previsto que el club convoque una rueda de prensa para dar las pertinentes explicaciones a sus aficionados.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos