Hoy

Germán vuelve a casa

Germán Rojas en un partido con el Don Benito
Germán Rojas en un partido con el Don Benito
  • «El Badajoz merece ascender y espero que lo consiga», desea el central del Don Benito y uno de los coordinadores del fútbol base blanquinegro

A Germán Rojas no le hará falta ir este sábado a Don Benito para subirse al autobús del equipo en un nuevo desplazamiento liguero. El central lepero podrá esperar a sus compañeros en el Nuevo Vivero, un estadio que siente como su casa y pasa algunas horas de la semana como uno de los responsables del fútbol base blanquinegro, pero que esta jornada visita en el bando rival. «Será un partido especial y bonito, pero no me quita el sueño. A estas alturas y a mi edad ya es un partido más, no es nada significativo», admite.

Germán Rojas Gallego (Lepe, 1979) regresó con su familia a Badajoz hace dos veranos -su mujer Adriana es pacense y se casaron en la iglesia de Santo Domingo- y el club blanquinegro aprovechó para incorporarle a su proyecto de la pasada temporada 2015-16. Fue uno de los fichajes estrella y aunque por aquello de rechazar ofertas de Segunda B por la Tercera podía entenderse que su vuelta diez años después suponía preparar su adiós, el ahora defensa del Don Benito sostiene que ni se lo había planteado. «No me importaría retirarme en el Badajoz, pero no vine a Badajoz a retirarme. No era mi idea que fuera mi último año. Firmé un año y sabía perfectamente que podría no seguir. Decidimos instalarnos en Badajoz y yo quería seguir jugando al fútbol varios años más, aquí no he podido seguir y ahora estoy en el Don Benito con el objetivo de luchar por la fase de ascenso».

En el Badajoz ya estuvo en una época anterior durante temporada y media (2003-05) en la que se clasificó para la liguilla de ascenso a Segunda y el ejercicio siguiente dejó el club en enero ante los continuos impagos que derivaron en un encierro de los jugadores en el vestuario. En esta segunda etapa en el Badajoz tuvo una temporada irregular marcada por las lesiones, pero en el momento decisivo Agustín Izquierdo no dudó en darle la titularidad en los dos partidos de la fase de ascenso ante el Choco. Germán reconoce que desconocía los planes del club y del entrenador. «Me hubiera gustado seguir, pero fue una decisión del cuerpo técnico y no contaba conmigo al terminar la temporada. No tengo nada que objetar, el fútbol es así». En ese sentido, comprende «No guardo ningún rencor a nadie ni nada parecido. El club ha querido hacer un equipo potente para intentar ascender y ha fichado jugadores que cree que le pueden dar».

Pero el Don Benito también ha realizado una apuesta fuerte este curso con respecto a campañas anteriores. «El Don Benito quiere mejorar el quinto puesto del año pasado y en base a eso ha hecho un gran esfuerzo para estar ahí en la pelea por la fase de ascenso», expone Germán.

En estas diez jornadas ha marcado tres goles con el equipo calabazón. El pasado curso, el defensa lepero era uno de los capitanes y uno de los jugadores con más peso en el vestuario blanquinegro. «No creo que lo celebrara por respeto al club y su afición y porque tengo amigos y conocidos dentro del club». Y no duda en desear que su exequipo vuelva a estar en Segunda B. «El Badajoz merece ascender por el club, la afición y la ciudad y espero que lo consiga».

Coordinador en el Badajoz

Se da la circunstancia que Germán Rojas es coordinador de fútbol 8 del CD Badajoz en categorías alevín y benjamín. «El año pasado entrenaba al alevín, pero este año no puedo por imposibilidad de horarios con los entrenamientos en el Don Benito. Trabajo para el Badajoz y como jugador defiendo otros colores». Además, sus dos hijos juegan en el zagalín y benjamín del Badajoz.

A Don Benito se desplaza todos los días a entrenar con Ruby y Abraham Pozo, los dos también ex del Badajoz. «Lo llevo bien. Ya en Lepe lo hacía para ir a Sevilla a entrenar. Vamos cinco y completamos un coche. Ruby y yo salimos de Badajoz y recogemos a Abraham en Lobón y a Jorge y Pelu en Mérida», relata.

En cuanto al partido del sábado, Germán considera que llega en el mejor momento para ambos y será entretenido para el público. «Ellos están en una dinámica buena después de la derrota y dos empates y nosotros también venimos de ganar bien. Va a ser un partido atractivo por todo, por la situación en la tabla y las aspiraciones de los dos equipos». Y resalta el potencial de la plantilla blanquinegra. «Nosotros llegamos bien y el Badajoz siempre es peligroso. Da igual la situación que se encuentre, tiene unos jugadores que e cualquier momento te puede hacer un roto. Además, el Nuevo Vivero siempre es complicado».