Hoy

Antonio Jesús Cobos. :: hoy
Antonio Jesús Cobos. :: hoy

El Azuaga aplasta a la UP Plasencia en la segunda parte

  • Los de Antonio Jesús Cobos vuelven a ser un equipo inexpugnable en el Municipal

El Azuaga supo reconstruir las almenas de su castillo tras la derrota ante el Cacereño la pasada semana, que puso fin a más de un año sin perder como local. Lo hizo ante el Plasencia, que pagó los platos rotos pese a ofrecer una buena imagen y, sobre todo en la primera parte, demostrar ser un equipo a tener en cuenta para la zona media-alta de la clasificación.

Hasta el descanso, la igualdad fue la nota dominante. Ambos equipos lo intentaron y, si bien los locales llevaron la batuta de mando, tanto Azuaga como Plasencia tuvieron ocasiones para abrir el marcador. Avisó Cebada, desde el centro del campo, y respondió Juanito para los visitantes, pero el marcador no se movió.

De hecho, no lo haría en toda la primera parte. Jesús Bono tuvo un mano a mano al que se adelantó Manolo, que volvió a aparecer para detener una vaselina de Pablo Mogollón. Para los visitantes, el contragolpe fue el mejor arma aunque el acierto de cara al gol brilló por su ausencia. A dos minutos del descanso, Pedro Gilarte cayó en el área sin que el colegiado, bien en prácticamente todo lo importante, señalara nada.

Tras el paso por vestuarios el signo del encuentro cambió de forma radical. A los ocho minutos Bono cayó en el área. Penalti claro que vio Del Río Lozano y transformó Sergio Cebada. El lateral repitió a quinche del final, con una falta directa ejecutada con maestría.

Antes, Bono y Luisito habían abierto aún más la brecha, culminando en goles sendos contragolpes. Ya en la recta final, Pablo Mogollón cerró la goleada imitando el gol de su compañero Cebada: falta ajustada al poste y gol.

De esta forma, el Azuaga lame la herida sufrida ante el Cacereño y reivindica su estadio como uno de los más complicados de la categoría. La UPP, por el contrario, se aleja provisionalmente de los puestos de fase de ascenso que acariciaba hace una semana.