Hoy

tercera

«Si no logramos el ascenso nos iremos»

Los nervios empezaron a florecer entre la afición, pero el presidente del Badajoz pide paciencia. MORENO
Los nervios empezaron a florecer entre la afición, pero el presidente del Badajoz pide paciencia. MORENO / C.
  • Pablo Blázquez tiene tanta confianza en el proyecto que supedita su continuidad en el Badajoz a cumplir el objetivo, por eso pide unión a la afición

«El objetivo es clarísimo, lograr el campeonato y el ascenso», sentencia Pablo Blázquez. Ni los últimos tropiezos cambian el semblante del presidente del Badajoz. El discurso sigue siendo el mismo que el de este verano. Tiene una confianza plena en el proyecto y por eso quiere enviar a la afición blanquinegra un mensaje de calma y pedir la unión entre todos. Está tan convencido en la capacidad del cuerpo técnico y el potencial de la plantilla que condiciona su continuidad en el club a jugar en Segunda B el próximo curso. «Si no conseguimos el ascenso dejaremos paso a otras personas que quieran tomar las riendas», sostiene Blázquez. «Son tres años y esta temporada hemos hecho una apuesta importante, con un presupuesto mayor para lograr el ascenso. Si no lo cumplimos que vengan otros con nuevas ideas, si es que hay alguien que quiera, pero yo personalmente no sería presidente», deja caer el dirigente blanquinegro.

De sus palabras se desprende que su junta directiva también se juega mucho, por lo que pide que desde todos los estamentos de la entidad deben remar en la misma dirección. «Somos conscientes de la responsabilidad que tenemos. No nos escondemos. Sólo quiero transmitir al aficionado que no busquen culpables porque todos vamos en el mismo barco». En ese sentido, Pablo Blázquez reitera su petición de paciencia. «Tenemos que estar tranquilos. Entiendo que el aficionado en cierta manera tenga algunos nervios, pero hay que pararse a reflexionar un poco. Yo también he sido y soy seguidor y tenemos que ver la responsabilidad que tenemos. Por empatar un partido se pone en duda todo y se crea un mal entorno. Todo eso lo tenemos que evitar, ser inteligentes y dejar trabajar», apunta. El mandatario blanquinegro reconoce el mal arranque del Badajoz. «Ha habido resultados que no eran esperados, pero sabemos de la dificultad de la Tercera de este año con equipos fuertes».

La victoria ante el Moralo ha rebajado el clima de cierto pesimismo que había envuelto a un sector de la afición tras perder ante el Cacereño y empatar en casa con el Azuaga. «Creo que hemos hecho un buen trabajo. Se ha confeccionado una plantilla para ser campeones. El cuerpo técnico es el que hemos elegido y queríamos tener para gestionar la plantilla y conseguir los objetivos».