Victoria azulgrana para seguir creciendo

El lateral Aitor Fernández se estrenó como goleador esta temporada para darle la victoria a su equipo. :: JM Romero/
El lateral Aitor Fernández se estrenó como goleador esta temporada para darle la victoria a su equipo. :: JM Romero

El Extremadura logró tres puntos ante un San Fernando que tuvo opciones de empatar gracias a la poca efectividad local

RAÚL PEÑA ALMENDRALEJO.

El Extremadura acabó el partido ante el San Fernando contra las cuerdas, con una ventaja mínima y deseando escuchar el pitido final del colegiado. Esta situación se dio porque los locales no aprovecharon las varias ocasiones que tuvieron para poner tierra de por medio. Y como la Segunda B es muy caprichosa, pues el Extremadura acabó pidiendo la hora ante un San Fernando que tuvo sus opciones para llevarse al menos un punto para tierras andaluzas.

1 EXTREMADURA SAN FERNANDO

0

Extremadura
Manu García; Aitor, Pardo, Borja García, Candelas; Zarfino, Airam Benito (Fran Miranda, min. 88), Jairo (Manu Cordero, min. 71), Javi Pérez; Airam Cabrera (Valverde, min. 55) y Willy.
San Fernando
Toni Doblas; Nano Cavilla, Zamora, Lolo Guerrero, Gabi Ramos; Theo, Bruno Herrero (Edu, min. 83), Pedro Ríos (Galindo, min. 66), Javi Casares; Carri y Manu Palma (Cris, min. 60).
Gol
1-0: Aitor Fernández, min. 3.
Árbitro
Mohamed Massat. Amonestó con amarilla a los locales Pardo y Borja García; y a los visitantes Lolo Guerrero, Pedro Ríos, Bruno Herrero y Manu Palma.
Incidencias
Estadio Francisco de la Hera. Unos 5.500 espectadores. Se guardó un minuto de silencio antes del comienzo del encuentro por el fallecimiento del padre del jugador azulgrana Manu Cordero.

Y eso que el partido no pudo comenzar mejor para el Extremadura. No se habían cumplido ni tres minutos de juego en el Francisco de la Hera cuando Aitor apareció por banda derecha como un obús. Javi Pérez contemporizó y esperó la llegada de su compañero, le puso un pase perfecto entre líneas y Aitor lo aprovechó para marcar el tanto del encuentro con un disparo cruzado que superó a Toni Doblas. Como sucedió ante el Córdoba B y el Marbella, el Extremadura volvía a salir al campo con intensidad y verticalidad, lo que le permitió ponerse por delante en el marcador.

El peligro azulgrana no acabó ahí. En tan sólo 15 minutos el conjunto de Agustín Izquierdo tuvo hasta tres ocasiones para poner más tierra de por medio en el electrónico, pero ni Javi Pérez, ni Airam Benito, ni Airam Cabrera consiguieron volver a perforar la meta de Doblas.

Pero el Extremadura se evaporó, y el San Fernando tomó el mando. Los de José Pérez Herrero comenzaron a mantener la posesión y crearon oportunidades de peligro en la meta de Manu García. La más clara del encuentro para los andaluces llegó en una falta lateral botada por Javi Casares, pero, tras rebotar en la barrera, el esférico se fue al poste.

En la segunda mitad los visitantes continuaron con el dominio del juego, y eran los isleños los que gozaban del poco peligro que se creaba en el encuentro.

Además, los ánimos se enturbiaron en el Francisco de la Hera con el cambio de Airam Cabrera a los diez minutos de la segunda mitad. El público mostró su disconformidad con el cambio, e incluso hubo algunos pitos previos al aplauso para el delantero azulgrana.

Eso sí, la entrada de Valverde le dio otro aire al equipo, ya que el jugador utrerano fue un filón por la banda derecha, aunque no tuvo suerte en los metros finales.

Mientras tanto, el dominio visitante se fue diluyendo poco a poco, el partido se rompió en pedazos y el toma y daca entre ambos conjuntos reinó en el encuentro. El Extremadura salió beneficiado, porque tenía espacios para salir a la contra y creaba peligro con la velocidad de Jairo y Valverde en las bandas.

En estas, el conjunto de Agustín Izquierdo tuvo varias ocasiones para cerrar el encuentro, como una de Willy a escasos metros de la portería de Doblas, u otra de Zarfino -espectacular el mediocentro uruguayo- que desbarató el portero rival.

Y como no se cerró el encuentro, pues tocó sufrir. Más por la incertidumbre en el marcador, ya que un tanto visitante desbarataría la victoria azulgrana, que por el peligro del San Fernando, que lo intentó con más corazón que cabeza. Sólo la lucha constante de Javi Casares y la frescura de Cris le otorgaron ocasiones a los isleños, que no aprovecharon tampoco las ocasiones que tuvieron a balón parado en las botas de Carri en la recta final.

El pitido final sirvió de alivio para un Extremadura que sigue en fase de crecimiento, y que la próxima jornada visita el feudo de la revelación del grupo y líder, el Écija. Queda trabajo por delante, pero con una victoria todo sale mejor.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos