Ruano, el gol como obra de arte

Ruano celebra con la grada del Nuevo Vivero el tercer gol del Badajoz ante Las Palmas Atlético. MORENO/ C.
Ruano celebra con la grada del Nuevo Vivero el tercer gol del Badajoz ante Las Palmas Atlético. MORENO / C.

«Cuando la afición del Badajoz se pone a animar es increíble y tenemos que aprovecharlo porque nos puede dar la salvación», apunta el de Usagre

J. P. BADAJOZ.

Se ha especializado en goles espectaculares y decisivos. Esta temporada lleva tres y a cada cual mejor. En Murcia sirvió para que los de Marrero arañasen un empate ante el UCAM en el campo de uno de los candidatos al ascenso, en Marbella su filigrana dio a su equipo la primera victoria visitante y el domingo frente a Las Palmas Atlético repitió el mismo toque mágico que en Calahorra llevó al Badajoz a Segunda B con un golazo de falta directa.

Juan Ramón Ruano Santana (Usagre, 1983) ha conquistado el corazón de la afición a golazo limpio. Es el Marco Asensio blanquinegro. No se le recuerda un gol feo, de rebote o de esos facilones. «He tenido la suerte de meter goles de bella factura. Ahora confío en que llegarán muchos más bonitos. Pero si son feos y sirven para ganar también los firmo», apunta el jugador del Badajoz.

SU FICHA

uNombre
Juan Ramón Ruano Santana.
uLugar y fecha de nacimiento
Usagre, 29 de noviembre de 1983.
uPartidos
12 (12 titular y completos, salvo el del Marbella que fue expulsado en el descuento), 1.080 minutos.
uGoles
3 (UCAM, 1-Badajoz, 1 Marbella, 0-Badajoz, 1 y Badajoz, 3-Las Palmas, 1).
Trayectoria
Llerenense, Monesterio, Badajoz de División de Honor Juvenil, Badajoz B, Badajoz, Don Benito, Córdoba, Tenerife, Orihuela, Benidorm, Alavés, Alzira, LASK Linz (Austria), Conquense, Arroyo y Extremadura UD.

Ruano confirmó su gran momento dejando su sello. En Calahorra se convirtió en el héroe del ascenso con otra obra de arte para enmarcar. «Tuve la suerte de meter el gol del ascenso en cierto modo porque luego Joaqui marcó el segundo. La gente espera mucho de mí. Cuando la afición del Badajoz se pone a animar es algo increíble. Como dice el míster, es un gigante que tenemos que aprovechar porque nos puede dar puntos y la salvación en un futuro. Ante el San Fernando yo estaba en la grada y lo que viví fue impresionante, si no es por el empuje de la grada el equipo no saca el empate».

Desde aquella tarde inspiradora de Calahorra es indiscutible como lanzador de faltas. Ruano se ha ganado los galones del vestuario pacense y tiene una conexión especial con la grada. «Me están saliendo las cosas bien a nivel personal. Estoy metiendo buenos goles y que además ayudan a dar puntos al equipo». En la celebración salió desatado y se recorrió el campo de una punta a otra para dar un abrazo imaginario a todo el Nuevo Vivero. «Iba dedicado a mi familia que estaba en la grada. Pero luego lo quise compartir con toda la gente porque el apoyo que recibo de la afición es muy grande», relata.

Al Badajoz le costó arrancar, pero ahora lleva cinco jornadas sin perder. «El equipo daba gusto verlo trabajar. Hemos tenido pocos puntos para lo que nos merecíamos», sostiene. Aunque sigue al filo del abismo porque los de detrás tampoco ceden. «No nos podemos relajar ni un momento porque la liga está muy apretada», avisa Ruano.

El extremo blanquinegro señala que la plantilla sólo piensa en el Jumilla, un partido clave ante un rival directo antes de adentrarse en aguas más turbulentas con Cartagena, Murcia y Extremadura. «Está todo muy igualado, pero no hay rival invencible, aunque esos equipos manejan presupuestos muy altos».

Fotos

Vídeos