El Extremadura vuelve a la normalidad

Los jugadores del Extremadura celebran uno de los cuatro goles. :: a. lorite / extremaduraud/
Los jugadores del Extremadura celebran uno de los cuatro goles. :: a. lorite / extremaduraud

Los azulgranas regresan a la senda de la victoria gracias a un primer tiempo espectacular que encarriló el encuentro para los locales

RAÚL PEÑA ALMENDRALEJO.

Una goleada sin paliativos le permitió al Extremadura volver a la senda de la victoria por todo lo alto tras cuatro partidos sin conseguir los tres puntos. El Extremadura estuvo al nivel de su mejor momento de la temporada. Presionó muy bien la salida de balón del Écija, que en todo momento se vio superado por el cuadro de Manolo Ruiz. No sólo en la presión estuvo bien el Extremadura. También en intensidad los almendralejenses le ganaron por goleada a los astigitanos. Y a todo esto se le suma que el Extremadura estuvo muy fino de cara a portería. Dos goles en los últimos cuatro partidos habían lastrado al conjunto azulgrana, pero ayer no fue el caso. Los locales estuvieron muy bien de cara a portería, de ahí la goleada, y consiguieron una victoria que debe servir como punto de inflexión y para que el equipo se llene de nuevo de confianza de cara al tramo final de campaña.

4 EXTREMADURA

0 Écija

Extremadura UD
Manu García; Aitor, Fran Miranda, Delmonte, Candelas; Zarfino, Airam Benito (Álex Barrera, min. 69); Kike Márquez (Airam Cabrera, min. 75), Jairo (Jose García, min.66), Valverde y Willy.
Écija
Fermín; Carmona, Luis Martínez, Curro (Juan Delgado, min. 46), Adri Crespo; Marrufo, David Castro; Moyita, Domínguez, Francis (Manu Reina, min. 46) y Ezequiel.
Goles
1-0: Valverde, min. 13. 2-0: Zarfino, min. 35. 3-0: Willy, min. 44. 4-0: David Castro, en propia puerta, min. 75.
Árbitro
Gálvez Rascón. Amonestó con tarjeta amarilla al local Zarino; y al visitante Curro.
Incidencias
Estadio Francisco de la Hera. Unos 5.100 aficionados.

La primera parte del Extremadura fue un espectáculo. Al nivel del mejor Extremadura de la temporada. Presionó, jugó y, sobre todo, marcó. El equipo fue uno totalmente distinto al que se ha visto en el último mes. Un mes muy malo en cuanto a resultados, que hizo que el Extremadura entrase en depresión. Eso sí, el conjunto azulgrana ha salido del pozo anímico de la mejor forma posible.

El Écija aún estaba pensando en cómo meterle mano a un Extremadura que adelantó la presión para obligar al rival a jugar en largo cuando llegó el primer gol de la tarde. Antes había avisado el Extremadura con dos centros laterales, pero a la tercera fue la vencida. Kike Márquez le puso un balón delicioso a Willy, que totalmente solo remató de cabeza. El balón fue muy centrado, pero el rechace de Fermín lo recogió Valverde para remachar a gol y abrirle el camino de la victoria al Extremadura. La celebración, con todos los jugadores abrazados, fue una muestra del alivio que sintió el equipo con ese primer tanto.

Con este gol, el nivel del Extremadura en cuanto a la presión y la intensidad no bajó. Los azulgranas siguieron percutiendo la meta de Fermín para intentar poner más ventaja en el marcador. Los locales tuvieron dos muy claras, sobre todo una oportunidad en las botas de Airam Benito, que chutó a puerta cuando a su izquierda estaba Jairo totalmente solo para marcar. Tan sólo un disparo muy bueno de Moyita desde fuera del área consiguió inquietar defensivamente al Extremadura, que se mantenía fuerte desde la zaga. El gol se veía venir... y llegó.

De nuevo Kike Márquez puso un gran balón desde la banda para que Zarfino, que entró como un obús, marcase el segundo de la tarde y pusiese el Francisco de la Hera patas arriba. Este gol aún espoleó más a los de Manolo Ruiz, que no contentos con dos tantos, quería otro más. El descanso se acercaba cuando Willy convirtió el tercero.

El delantero de Torremejía se plantó solo ante Fermín, tras un error defensivo del Écija, para batir por bajo al portero y poner el tres a cero en el electrónico.

Trámite tras el descanso

Visto lo visto sobre el terreno de juego en el primer tiempo, el segundo periodo iba a ser un trámite para los dos equipos, y así fue. El Écija sabía que la remontada era casi imposible, y el Extremadura disfrutaba de una renta bastante amplia que le permitía levantar el pie del acelerador.

Pese a ello, los azulgranas siguieron atacando en busca de ampliar la ventaja, pero el Écija intentaba defenderse mejor que como lo hizo en la primera mitad. Mientras pasaban los minutos se confirmaba lo que se iba viendo sobre el terreno de juego: que Kike Márquez, Airam Benito y Zarfino eran los dueños y señores del encuentro. Durante los 90 minutos se jugó a lo que quiso el Extremadura, y los jugadores del centro del campo azulgrana tuvieron la culpa de ello.

Para acabar con la pesadilla en el Francisco de la Hera, el Écija se marcó el último gol en propia puerta. No era una ocasión de peligro, pero la falta de entendimiento entre David Castro y Fermín hizo que el mediocentro del Écija se marcase en propia el último gol de la tarde.

Esta victoria le debe servir al Extremadura para volver a ser el equipo de finales de 2017. Un equipo fiable y goleador que avasallaba a sus rivales. De momento, esta victoria ante el Écija es un gran primer paso para recuperar las sensaciones y el juego desplegados por los de Manolo Ruiz antes de atravesar la mala racha de cuatro partidos sin ganar. Con un partido más, el Extremadura ahora se encuentra a dos puntos del líder, el Cartagena, y a uno del segundo clasificado, el Marbella.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos