El Badajoz, en su punto

El nuevo Badajoz se presentó ante unos 3.000 espectadores. :: C. M./
El nuevo Badajoz se presentó ante unos 3.000 espectadores. :: C. M.

El equipo de Marrero supera al Betis Deportivo en juego y ocasiones, pero se sirve de un penalti de Guzmán para ejecutarle

J. P. BADAJOZ.

El Badajoz dio comienzo a la temporada de la ilusión con su presentación oficial ante el Betis Deportivo. Tenía ganas el Nuevo Vivero de ver a su equipo y prueba de ello fueron las 3.000 personas que acudieron a su primera cita a pesar de ser agosto vacacional, inicio del puente festivo y el calor seco y pegajoso en la capital pacense. Y el equipo de Juan Marrero dejó muy buena impresión de cara al inicio liguero. Serio, bien plantado, buena presión, buscando siempre una salida por los costados y libertad creativa. Quizás falte algo de más mordiente arriba, pero ya se verá. Presencia extremeña también en el filial bético con el portero Sergio Tienza -el Betis tiene futuro en la portería- y Rober González, la gran sensación del primer equipo de Quique Setién el pasado martes en el amistoso en Córdoba.

1 BADAJOZ

0 BETIS B

CD Badajoz
Néstor Díaz; Chechu (Salazar, min. 73), Fran Morante (Abraham, min. 85), Manu Torres (Jesús Muñoz, min. 58), Gabri Izquier; Joaqui Flores (Sergio Martín, 73), Diakité (Torralbo, min. 79), Javi Rey (Álex Herrera, min. 58), Ruano (Rodao, min. 79); Juanma y Guzmán (Eloy Jiménez, min. 58).
Betis Deportivo:
Sergio Tienza; Juanjo (Esteban, min. 70), Dan, Nacho, Julio; Rober González (Tellado, min. 81), Migue (Pusnik, min. 85), David (Melendi, min. 39), Aitor; Irizo y Nieto (Roberto, min. 75).
Gol:
1-0: Guzmán, de penalti, min. 28.
Árbitro:
Hernández Maeso. Amonestó por el Betis Deportivo a Dan (60).
Incidencias:
Unos 3.000 espectadores en el Nuevo Vivero. El Badajoz eligió su segunda equipación carmesí para su puesta de largo. José Luis Lorido, de la Cadena Cope Badajoz, ejerció de maestro de ceremonias en la presentación del equipo blanquinegro.

José Luis Lorido, de la Cadena Cope, ejerció de maestro de ceremonias para dar paso a la presentación de los jugadores y el cuerpo técnico. Uno a uno fueron saliendo del túnel de vestuarios para recibir el aplauso del Nuevo Vivero. Lorido se reservó para el final a Ruano, Joaqui Flores, Álex Herrera, José Ángel y Guzmán. Lógico teniendo en cuenta que fueron los más ovacionados junto a Angelito.

A los dos minutos la defensa bética ya sufrió con la frescura y el descaro de su excapitán Juanma García por primera vez como rival. El escurridizo jugador sevillano cayó en el área al intentar un regate con el balón pegado al pie, pero el árbitro dio continuidad al juego. A buen seguro que por sus características levantará al Nuevo Vivero de sus asientos y será un auténtico incordio para los zagueros contrarios. En el 42, el portero emeritense Sergio Tienza le sacó una mano milagrosa apareciendo por sorpresa detrás de los defensas tras recibir un gran pase interior de Javi Rey.

Juanma García buscó incansable el gol y se ganó al Nuevo Vivero con su entrega y desparpajo El equipo pacense mantiene el estilo del curso pasado con Marrero con presión, intensidad, combativo y calidad arriba

Después, Juanma volvería a vérselas con el portero extremeño en dos ocasiones, la primera con otro mano a mano que Sergio Tienza resolvía con maestría y la segunda en un disparo desde la frontal que salió rozando el poste ligeramente desviado por la defensa. Se mereció el gol por su insistencia. Juanma es un tipo de jugador que gusta al Nuevo Vivero.

Otra cosa que quedó clara es que después del golazo en Calahorra que valió un ascenso nadie le va a discutir las faltas a Ruano. Bueno, eso con permiso de Sergio Martín, fichado con la vitola de especialista. Casi como la acabó pudo brindar a la afición blanquinegra de nuevo otra rosca en su carta de presentación de no ser por la espectacular estirada del meta emeritense para impedirlo en el 18. Y no sólo las directas. Para las otras, pincha el compás, tira de escuadra y cartabón y la coloca donde se la ha dibujado Marrero en su pizarra. Así también a punto estuvo de llegar el primero en un remate a bocajarro de Manu Torres, sólo en el segundo palo, que evitó Sergio Tienza en otra gran intervención. La estrategia es un punto que Juan Marrero quiere explotar y dejó algunas muestras.

Conexión Ruano-Joaqui

La conexión Ruano-Joaqui Flores sigue funcionando. Ahora falta pulir que el dúo dinámico blanquinegro se entienda con Guzmán para interpretar sus movimientos y asociarse con el 'hijo pródigo'. Diakité lo abarca todo, Manu Torres transmite seguridad, Morante siempre está bien colocado, Izquier es un marcador incansable y Néstor Díaz un cerrajero acróbata con gran dominio de los pies. En la segunda parte entraron Salazar, Eloy Jiménez, Jesús Muñoz, Torralbo, Sergio Martín y el canterano Abraham, además de Álex Herrera y Rodao. Pero con tanto cambio se perdió ritmo y poco pudieron hacer aparte de estar muy metidos en el partido.

El gol de Guzmán llegó por unas manos béticas dentro del área que el 'boy scout' pacense no perdonó. Fue la única concesión que hizo Sergio Tienza. Néstor Díaz también se lució con un espectacular vuelo para sacar la pelota que iba con toda la intención a la escuadra en una falta ejecutada por Melendi.

El técnico blanquinegro ha impregnado en su equipo su sello. Peleón, aguerrido, intenso, competitivo y dando rienda suelta al talento. Marrero puso en liza un once que puede ser lo más parecido al equipo tipo que escoja para la liga. A la espera de recuperar a los lesionados José Ángel y Álex Rubio, el Badajoz ya está a punto para buscar su confirmación de bronce.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos