Hoy

segunda b

El plan que se ejecutó a la perfección

José Miguel Campos, mientras centrifugaba la sesera de sus jugadores, les explicó a todos un plan durante la semana. Les dijo...

Uno: cero riesgos en campo propio. «El equipo se concienció en no cometer errores no forzados ante un rival que era el más goleador de la categoría, con un potencial tremendo. Con la media de goles que llevábamos, lo primero que nos teníamos que plantear era no ser tan débiles atrás».

Dos: encontrar de una vez por todas el equilibrio. «Pardo jugó de central, aparte de porque ya lo ha hecho ahí en otros equipos y categorías superiores, por la velocidad de los delanteros del Granada B. Y con Borja y Álex Bernal como jugadores más adelantados buscábamos atacar la espalda de sus mediocentros. Han recibido mucho y han podido trasladar el balón a los costados... solo nos ha faltado tener más precisión en los centros».

Y tres: ganar a cualquier modo para ganar tiempo. «El equipo sabía que tenía que ganar de la forma que fuera, y ha entendido el mensaje. Y lo ha hecho con mucha convicción y eficacia. Cualquier equipo necesita tiempo. Teníamos despistes que no eran lógicos en los primeros partidos, así que ahora nos teníamos que centrar en no desajustarnos, aunque el espectador vea un fútbol más de la categoría. Con confianza, daremos una imagen más acorde a la que yo creo que podemos dar».