Hoy

José Miguel Campos, entrenador del Mérida. :: hoy
José Miguel Campos, entrenador del Mérida. :: hoy

segunda b

Creer, creer, creer y volver a creer

  • El técnico del Mérida le pide a su plantilla volver a los orígenes de la pretemporada, «porque si lo hicimos antes, lo podemos hacer ahora»

Resulta chocante hablar de 'finales' en pleno mes de septiembre, pero es que el Mérida ya tiene una ahí, a la vuelta de la esquina. No a efectos clasificatorios, porque «aún es pronto. hay tiempo y margen. tiren de precedentes» y tal, pero sí para recuperar la expectación y el ánimo de su gente. El equipo de José Miguel Campos está obligado mañana (19.00 horas, estadio Romano) a ganar al filial del Granada. O, como mínimo, darle por completo la vuelta a su imagen del pasado domingo en Melilla.

«En el fútbol mandan los resultados, que son los que generan confianza y quitan presiones. Sé que se espera mucho de nosotros, pero las prisas son para los malos toreros. Hay que tener tranquilidad, a pesar de lo mal que lo hicimos en el último partido. Y creer, creer y creer». Solo le faltó al técnico del Mérida zanjar la frase con un «¿queréis que me tire así media hora? Eso es el fútbol», que diría Luis Aragonés tras el 'ganar y volver a ganar'.

«El fútbol es un estado de ánimo, y el nuestro no es el que desearíamos. Pero esta semana hemos visualizado y hablado de puertas para adentro, hemos puesto los medios necesarios para crear un sentimiento de pertenencia.. y a partir de ahí corregir esos errores evitables que nos están machacando mucho en los primeros minutos de partido. Situaciones que no tienen sentido, y que no tienen nada que ver con el juego sino con el aspecto mental, de confianza o de tensión», fue lo primero que respondió ayer José Miguel Campos cuando le preguntaron por la semana que había padecido su vestuario. «Sí, ha sido una semana dura, pero de puertas para adentro hemos puesto los medios necesarios para crear un ambiente de tranquilidad».

El mensaje del técnico emeritense en la comparecencia de ayer estuvo repleto de reprobaciones, pero también de convicciones. «Si hemos ido creciendo durante la pretemporada y nos hemos forjado una imagen, independientemente de cómo nos metiera el gol el Extremadura o el Murcia, no podemos, a partir de un minuto, alejarnos de esa normalidad, de esa tranquilidad, de esa confianza. Yo creo que es un aspecto mental. Así que, si hemos sido capaces de hacer las cosas de una determinada manera antes, tenemos que volver a hacerlas ahora». Y se acuerda del Murcia hace un año: era colista con un punto en la tercera jornada de Liga y acabó jugando por el ascenso como segundo clasificado. «Porque en la Liga de tres puntos, en dos semanas cambia todo», y ahí lo deja Campos, que advierte cambios en defensa (Ayoze está sancionado y por fin podrá contar con Rafa Navarro) y, posiblemente, en ataque.