'OPERACIÓN PIZARRO'

Dos futbolistas en el punto de mira

Víctor Aguinaco (izquierda, con el Jerez) e Iván Moreno, con el Guadalajara. :: hoy / nueva alcarria/
Víctor Aguinaco (izquierda, con el Jerez) e Iván Moreno, con el Guadalajara. :: hoy / nueva alcarria

Víctor Aguinaco e Iván Moreno Jugadores del Olivenza y ex de la UPP | La trama de presuntos amaños que instruye el juzgado de Zafra les ha situado en el ojo del huracán; ayer cerró la casa de apuestas Sportium Alféreces, negocio del primero

M. A. R. / J. C. R.

La 'Operación Pizarro' sobre la trama de presuntos amaños en partidos de fútbol ha salpicado de lleno, hasta el momento, a dos futbolistas con pasado y presente en el fútbol extremeño. Uno de los supuestos cabecillas, Iván Moreno, fue jugador de la UPP, Díter y varios clubes de Segunda, mientras que Víctor Aguinaco está jugando esta temporada en el Olivenza y tiene una amplia trayectoria que incluye el Badajoz, Díter o Jerez, entre otros. Ambos fueron detenidos y puestos a disposición del juzgado de Zafra, instructor del caso. El primero de los investigados permanece en prisión provisional mientras el segundo salió bajo fianza y ayer vio cómo su negocio de apuestas, Sportium Alféreces, en la conocida plaza pacense, anunció su cierre.

Más información

Víctor Aguinaco

Víctor Aguinaco Chamorro (22 de noviembre de 1988, Badajoz) es un futbolista de ataque muy polivalente procedente de la cantera pacense. Sus primeros pasos conocidos los dio con el principal club de su localidad natal, el CD Badajoz, donde llegó hasta el juvenil antes de trasladarse al vecino Cerro de Reyes previo salto a Tercera con el Olivenza en la 2007/2008. Un año después regresaba al club de sus comienzos, el blanquinegro y el mismo de su primo Tete, en el grupo XIV de Tercera.

A partir de ahí, un crisol de conjuntos de nuestra comunidad, casi todos de Tercera División salvo su estancia en el Sporting Villanueva en la campaña 2011-2012. Antes recaló en el Mérida, Sanvicenteño y repetiría en el Mérida. Y después de Villanueva del Fresno serían Díter, Jerez (del 2013 al 2016) y otra vez Díter Zafra antes de que en la actual temporada fuera fichado por el Olivenza. En todos ellos dio muestras de su habilidad y rapidez tanto de extremo derecho como de ariete.

Zafra fue una ciudad que le marcó. Se implicó mucho en un club que agonizaba en los últimos tiempos con continuas reuniones de las directivas salientes invocando un auxilio que nunca llegaría. Tanto, que coayudó junto a varios de sus compañeros, como Regino o Alonso, a intentar salvarlo. Lo lograron, aunque la supervivencia fue efímera dada la falta de apoyos y Extremadura vio a otro histórico de su balompié firmar su defunción.

A sus 29 años, tiene novia y no está casado ni tiene hijos. Su gusto futbolístico imperante es el Barcelona y su astro Messi, al que considera un Dios, el mejor del mundo, y del que no cesa de publicar fotos en sus redes sociales. En agosto de 2015 abre un negocio de apuestas deportivas, 'Sportium Alféreces', donde se pueden seguir los encuentros, apostar y tomar un refrigerio. Mientras la 'Operación Pizarro' no salió a la palestra esta aventura pasó desapercibida, pese a que era extraño regentar un establecimiento de este tipo para alguien que tiene expresamente prohibido apostar. Este jueves el negocio anunciaba su cierre.

Aguinaco está entre los 31 detenidos en la operación y se considera inocente. Hasta negó en un primer momento a este diario haber sido detenido, aunque luego lo reconoció. Considera que precisamente tal franquiciado le ha perjudicado.

Iván Moreno

Pocos se podían imaginar que Iván Moreno (Riolobos -Cáceres- 26 de febrero de 1981) pudiera desarrollar una vida profesional en el mundo del fútbol. Con 20 años jugaba en la UP Plasencia en Tercera, a una edad donde la mayoría de jóvenes promesas han dado el salto a alguna de las grandes canteras. Pero su deseo era echar una mano en casa y por eso alternaba su trabajo en la construcción junto a su padre y los entrenamientos en la Ciudad Deportiva. Desde Riolobos, cada día viajaba junto a su amigo Aser hasta la capital del Jerte.

La llegada de Rafa Rincón Rus a la UPP fue providencial para la definitiva explosión de Iván Moreno. Como interior derecho, demostró todo su potencial y a punto estuvo de lograr el ascenso a Segunda B en la 2000/2001. Fruto de un convenio entre el Plasencia y el Alavés, al año siguiente emprendió camino hasta Vitoria junto a sus compañeros de equipo Berto y Rubén Borrallo, aún en activo en la UPP. Una lesión en el ligamento lateral interno de su rodilla impidió su progresión en Álava y a partir de ahí comenzó un largo periplo por equipos de Tercera División.

En la 2005/2006, Rafa Rincón Rus volvió a cruzarse en su camino para hacerle debutar en Segunda B en el Díter Zafra. «Ha sido el mejor entrenador que tenido en toda mi carrera. Es con el que más he aprendido y el que mejor me ha sabido entender», dijo Iván Moreno en su día. La mejor de sus decisiones deportivas fue fichar al año siguiente por el Guadalajara, aun estando en Tercera. En el equipo alcarreño se convirtió en toda una institución tras lograr el ascenso a Segunda B y, en la 2010/2011, el ascenso a Segunda A. En la categoría de plata no desentonó, por eso a los aficionados del Guadalajara les extrañó su salida. Iván Moreno jugó tres años más en Segunda A (Ponferradina, Murcia y Racing) y finalmente colgó las botas hace dos temporadas en La Roda, en Segunda B.

Una vez retirado de la práctica deportiva, Iván Moreno fijó su residencia en Albacete y, entre otras cosas, era encargado de distribuir material de una conocida marca deportiva.

Tras el registro efectuado en su vivienda albaceteña, el juez decretó prisión sin fianza para evitar que pudiese huir, reiterar su conducta delictiva o eliminar pruebas. La Fiscalía le considera, junto al ex del Athletic Jonan García, cabecilla de la red que se lucraba con apuestas deportivas realizadas sobre partidos de Segunda B y Tercera. Junto a Aguinaco, está en el punto de mira.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos