Hoy

fútbol femenino

El Santa Teresa se hace fuerte

Endler intenta evitar el remate de Raquel ante la mirada de Maddi y su compañera Zornoza. :: J. V. Arnelas
Endler intenta evitar el remate de Raquel ante la mirada de Maddi y su compañera Zornoza. :: J. V. Arnelas
  • Las pacenses aguantan las embestidas del Valencia para conseguir su cuarto empate consecutivo

Después de cuatro empates consecutivos -Rayo, Oiartzun, Zaragoza y ayer Valencia (0-0)-, el Santa Teresa sigue instalado en la séptima plaza. La ventaja con el pelotón de candidatos a la Copa de la Reina se ha reducido, pero lo cierto es que el descenso que marca el Tacuense está ya a diez puntos y el primer objetivo del equipo, la permanencia, está prácticamente asegurado con menos de un tercio de la competición quemada. El empate puede parecer poco, pero ayer, después del primer cuarto de hora, el Valencia ya había disparado una vez al palo y por dos ocasiones al larguero. Las valencianas salieron al césped de El Vivero en tromba intentando cerrar el partido cuanto antes y no lo hicieron milagrosamente.

Después de la estampida de salida, fue el Santa Teresa el que tuvo las ocasiones. Tampoco acertó. En el 26, Nayadet tiró una falta que Endler tuvo que desviar a córner. En el 33, Puerto remató un saque de esquina sin marca pero sin suerte. Dos minutos después, nadie supo aprovechar un momento de caos en el área visitante. Y en el 40, Sofía no acierta a rematar en una de las pocas veces que fue capaz de irse claramente de su par.

En la segunda parte el Valencia fue mejor. Cristian Toro tiró de internacionales como Carol Ferez y Mari Paz, su pichichi, pero el ritmo decayó, y en el fútbol control Aina y Nayadet y detrás de ellas una defensa muy acertada y una Emi espectacular, supieron aguantar el tipo mientras que Raquel insistía sin mucha fortuna en buscar la espalda a una defensa que sólo ha recibido un gol en nueve partidos.

El choque de ayer dejó tres visitas a la enfermería. Al cuarto de hora, Mireya tuvo que dejar su sitio a Sofía, y al comienzo de la segunda parte Puerto dejó sitio al debut de la brasileña Sandra, que con dos semanas de trabajo pareció una inquilina habitual de la zaga pacense, en los dos casos por problemas en el tobillo. Mediada la segunda parte, Nayadet dejó el campo con una brecha sobre la ceja izquierda que necesitó puntos. Habrá que estar atentos al parte médico esta semana, ya que el próximo domingo, el Santa Teresa viaja a Barcelona para visitar al Espanyol, colista con sólo dos puntos. Una buena oportunidad para olvidarse de los empates por buenos que sean.